Diarios de las Estrellas

Política, ciencia, tecnología, la vida, el universo y todo lo demás.

ATENCIÓN: A partir de ahora, las nuevas entradas de este blog están en
diariosdelasestrellas.com

Te vas a acordar toda tu via

La publicidad institucional nos amenaza con las penas para los que conducen sin permiso del Gobierno: irás a la cárcel, y te acordarás toda tu vida de esto.

Si no has hecho daño a nadie, pero no tienes el permiso del Gobierno para conducir, eres un criminal que merece la cárcel, y el Gobierno al que has desobedecido se encargará de arruinarte la vida. Aunque no hayas hecho daño a una mosca.

Ahora bien, si te juntas con unos amigos y violas salvajemente a una pobre chica deficiente mental, le das una paliza, la quemas viva y la rematas atropellándola, el Gobierno se encarga de proteger tu identidad y asegurarte de que puedes rehacer tu vida. Para el Gobierno, cuatro años son suficiente castigo por estas atrocidades.

Pensándolo bien, tiene su lógica. Quien hace las leyes tiene como primer interés el ser obedecido.

Aborto, eutanasia y pena de muerte

Parece que dos de los proyectos estrella que Zapatero tiene previsto abordar son leyes para facilitar el aborto y la eutanasia. Para nuestro gobierno, y para muchos de nuestros conciudadanos, no hay ningún problema en matar a alguien solo porque resulta incómodo. Aunque sea un sre indefenso, inocente hasta de esa incomodidad.

Pero un pederasta puede ser condenado varias veces por cometer crímenes horribles con niñas pequeñas, incluida su propia hija, ser condenado a penas ridículas y no pisar la cárcel hasta que, no contento con los abusos sexuales, llega al asesinato de una niña inocente.

Pues bien, esos que defienden la libertad de la madre para deshacerse de un hijo que le molesta, o la de un médico para acabar con la vida de un paciente anciano, rechazan horrorizados la idea de acabar con la vida de un ser repugnante culpable de la mayor vileza.

Robert Heinlein, en Starship Troopers (el libro no tiene nada que ver con la película) justifica la pena de muerte para casos como el de este asesino pederasta. Si realmente consiguiéramos rehabilitar a alguien que ha cometido ese crimen, y fuera consciente de la enormidad de lo que ha hecho, se mataría a sí mismo abrumado por la culpa y el dolor. Así pues ¿por qué no evitarle el sufrimiento y procurarle una muerte rápida?

Si sois más sádicos que yo, tal vez prefiráis que permanezca entre rejas el resto de su vida, como le sucedería de vivir en Inglaterra, Francia o Alemania (eso que antes de Zapatero se llamaba los países de nuestro entorno).

Pero lo que no soy capaz de entender es que alguien defienda que un tipo así pase encerrado unos año y luego vuelva a salir libre para matar a otra niña. Porque un tipo así matará a otra niña en cuanto tenga oportunidad de hacerlo. Y menos puedo entender que esa misma persona justifique a la vez que se asesine a niños no nacidos, o a ancianos enfermos, que no han hecho mal a nadie.

La sentencia del 11 M

Aprendí lo que es la verdad judicial en mis propias carnes, hace algo más de diez años. La empresa para la que trabajaba tuvo problemas y dejó de pagarnos el sueldo unos meses, hasta que iniciamos una demanda laboral. Alguien sugirió que contratáramos a una abogada amiga de no sé quien. Yo tanteé un poco, y la respuesta fue: "eso lo tenéis ganado, no te preocupes por el abogado".

La abogada cometió un error que nos costó unos cuantos miles de euros a cada uno. La empresa alegó que nuestros contratos se habían extinguido, y el juez le dio la razón, porque nuestra abogada solo había aportado pruebas de un trabajador. Para verificar que en ese tiempo seguíamos siendo trabajadores de la empresa bastaba con consultar a la Seguridad Social, pero el juez no lo hizo, porque analizó solo las pruebas contra la empresa que presentó nuestra abogada.

Consultado otro abogado sobre la posibilidad de recurrir, aportando los listados de la Seguridad Social, nos explicó lo que era la "verdad judicial": un juez había sentenciado que no estábamos contratados en ese tiempo, y por tanto eso era una verdad que ningún juez superior podía modificar. Daba igual que a la Seguridad Social le constaran nuestros contratos.

Bermúdez y sus compañeros han establecido la "verdad judicial": la mochila es una prueba válida, es igual que el resto de los explosivos, colocaron las bombas Zougham y los que murieron en Leganés, el explosivo procedía de Mina Conchita.

Yo tengo mis dudas acerca de si la verdad judicial coincide con lo que de verdad sucedió hace tres años. Por ejemplo, y sin ánimo de ser exhaustivos:

  • ¿Cómo sabe el juez que colocaron las bombas Zougham y los que murieron en Leganés? Eso son nueve personas ¿alguna llevaba dos mochilas? A Zougham hay testigos que le vieron en los trenes, pero al resto no. ¿En qué se basa el tribunal para afirmar que colocaron las bombas?

  • ¿Por qué Bouchar, que estaba en el piso pero se escapó unas horas antes del suicidio colectivo no es autor material y los otros sí?

  • La sentencia describe así la situación previa al asalto de los GEO: "Terroristas islamistas armados y con explosivos están atrincherados en una vivienda donde entonan lo que parecen cánticos religiosos que la experiencia asocia con la preparación para el suicidio -que estos individuos consideran ritual- y, además, se tiene conocimiento de que han hecho llamadas a sus familiares para despedirse de ellos".

    Lo cual contiene al menos un error: el suicidio no es ningún ritual de los islamistas. Es más, está tan condenado en su religión como en la católica, y el que se suicida no disfruta de las 72 vírgenes que sí consiguen los que mueren en la Yihad. Los que nosotros llamamos suicidas, y que se colocan un cinturón de explosivos para hacerse estallar en una pizzería israelí, son para ellos soldados que mueren en guerra santa.


  • Afirman que la Kangoo salió de Alcalá a las 14:15 y llegó a Canillas a las 15:30. Yo he hecho un trayecto muy parecido (de Alcalá a Canillas) varias veces, con tráfico, y nunca he tardado más de 25 minutos. Ese día había muy pocos vehículos circulando, porque se había pedido que los particulares no hiciéramos uso del coche para facilitar el traslado de heridos. ¿Tardó más de tres cuartos de hora en salir la furgoneta, tardó más de una hora la grúa en recorrer un trayecto que se hace habitualmente en 30 minutos, hubo un error material en el registro de entrada?

  • ¿Por qué nadie vio la mochila de Vallecas en ningún sitio que no fuera Vallecas? ¿Son los TEDAX que inspeccionaron la estación de El Pozo unos ineptos?

  • ¿Cómo se explica que el único vínculo de Zougham con el resto de la banda fuera suministrarles tarjetas? ¿Por qué no hay ninguna constancia de ningún tipo de trato, conversación o reunión con ellos?


En fin, solo algunas de las muchas dudas que plantea la sentencia. Pero es posible que yo sea un mal pensado, y que la verdad material coincida con la judicial punto por punto.Vamos a aceptarlo.

Entonces:

  • Aznar tenía razón cuando habló de las montañas y los desiertos. El atentado se preparó en España, por españoles e inmigrantes que vivían desde hacía años entre nosotros, y no tuvo nada que ver con Irak.

  • La instrucción fue un desastre, aun dando por buenas todas las pruebas que admite el tribunal. Acusó a quien no debía, y no investigó quién era responsable de los atentados. Ha permitido que queden libres personajes como los Toro, simplemente por falta de pruebas.

  • Debemos investigar quién fue el cerebro. Quién organizó al resto, quién decidió que el atentado fuera masivo y en trenes de cercanías. Quién sabía lo suficiente de electrónica y tenía los materiales y las herramientas para fabricar las bombas. Según la sentencia, no fueron los condenados, ni los muertos en Leganés.

El Foro Ermua pide la dimision de Rodriguez Zapatero

Aunque ya lo ha hecho en RedLiberal Huber, os copio el comunicado del Foro de Ermua:

ANTE LA EXCARCELACIÓN DE IÑAKI DE JUANA CHAOS EL FORO ERMUA PIDE LA DIMISIÓN DE RODRÍGUEZ ZAPATERO Y LLAMA A EXTENDER LA REBELIÓN CÍVICA


Bilbao, 1 de marzo de 2007. Ante el anuncio hecho esta madrugada de la salida de prisión del asesino terrorista De Juana Chaos cuando todavía le queda por cumplir casi un año de su rebajada condena por amenazas, queremos hacer llegar a los ciudadanos lo siguiente:

1º.- El FORO ERMUA sabe de fuentes absolutamente fiables que la decisión de excarcelar a De Juana Chaos ha sido una decisión personal del Presidente del Gobierno, Sr. Rodríguez Zapatero.

2º.- La salida de prisión de De Juana cuando aún le queda por cumplir casi un año de la nueva condena impuesta es un repugnante insulto a las víctimas del terrorismo, a la justicia, a la democracia y a la sociedad española.

3º.- La excarcelación de De Juana Chaos significa la rendición definitiva del Gobierno frente a ETA, con esta grave cesión, y acredita que el Ejecutivo continúa negociando en secreto con la banda terrorista y ha mentido nuevamente a los españoles.

En los días posteriores al atentado de Barajas, tanto el Presidente Zapatero, como la Vicepresidenta Fernández de la Vega y el Ministro Pérez Rubalcaba afirmaron repetidamente -si bien el primero lo hizo de forma calculadamente confusa- que “el proceso de fin dialogado del terrorismo está roto, liquidado, acabado y es insalvable”.

4º.- Fue el actual Ministro de Interior quien en su día dijo: “los españoles se merecen un Gobierno que no les mienta”. Ciertamente nos merecemos un Gobierno que no nos mienta y que no nos traicione. Y las afirmaciones categóricas del Gobierno del Sr. Rodríguez Zapatero son, desde hace tiempo, sistemáticamente desmentidas por unos hechos que prueban que estamos siendo traicionados por nuestro propio Gobierno.

5º.- Desde el comienzo del proceso el 22 de marzo de 2006, el Foro Ermua, el Partido Popular y prácticamente todas las asociaciones cívicas y de víctimas del terrorismo hemos renovado periódicamente -la última vez, tras el atentado de Barajas- nuestro ofrecimiento al Gobierno de apoyarle en una política para derrotar a ETA. Rodríguez Zapatero ha rechazado y despreciado una y otra vez nuestra mano tendida, eligiendo a Batasuna y a los demás independentistas como sus socios, en un intento antidemocrático de arrinconar a más, a muchos más, de la mitad de los españoles que están representados por el Partido Popular y por el movimiento cívico que incluye muchas bases de la izquierda social española, entre ellas a numerosos militantes del PSOE.

6º.- Con esta excarcelación Rodríguez Zapatero ha agotado definitivamente la poca credibilidad y legitimidad democrática que le quedaba ante la mayoría de los españoles, porque millones de ciudadanos hemos salido en nueve ocasiones a la calle -en poco más de dos años- sin que el Presidente haya hecho otra cosa que ignorar y despreciar este clamor ciudadano, el Foro Ermua no puede esperar ya que este Gobierno cumpla con su obligación de defender la libertad de los españoles frente a la amenaza terrorista. El Foro Ermua pide la dimisión del Gobierno de Rodríguez Zapatero y la convocatoria anticipada de elecciones generales, en la que el pueblo soberano decida qué política frente al terrorismo merece su confianza. Ningún trapicheo con ETA de última hora nos hará apartarnos de esta posición.

7º.- Si Rodríguez Zapatero siguiera agarrándose al Poder de la mano de ETA, en un nuevo acto de irresponsabilidad, los dirigentes socialistas, si quieren salvar una mínima dignidad para su partido y evitar su descalabro colectivo, deberían poner en marcha sin demora su sustitución de las responsabilidades que ostenta y para las que supone un gravísimo peligro.

8º.- Es radicalmente falso que la legislación penitenciaria obligue a la liberación del asesino De Juana Chaos. Más aún, es radicalmente falso que la legislación penitenciaria permita la liberación de De Juana o la atenuación de su prisión[1][1].

El Gobierno hace los pagos que ETA le exige sin importarle pisotear la ley, las víctimas o la ética.

9º.- El Gobierno ha traspasado todos los límites éticos y morales concebibles al acordar el regreso de De Juana Chaos a su casa. Esta decisión no puede quedar sin respuesta.

Hacemos un llamamiento a los españoles para que prosigan con tenacidad su rebelión contra la situación a la que nos está llevando este Presidente. Sólo la recuperación de la revuelta de Ermua, sólo un movimiento ciudadano masivo e imparable que anteponga los principios éticos a las siglas partidistas, podrá detener la locura a la que nos conduce el Gobierno de Rodríguez Zapatero.

Especialmente llamamos a dar la cara, a comprometerse públicamente y a poner los valores por encima de los intereses mal entendidos del partido a la multitud de socialistas que en privado abominan de las decisiones que toma un Gobierno que cada vez se distancia más de la población y de la esencia de la democracia, y también del socialismo. En la actual situación permanecer en silencio es convertirse en cómplice de los desastres que está provocando Rodríguez Zapatero.

[1] El artículo 63 de la Ley Orgánica General Penitenciaria establece que la clasificación del interno –primero, segundo o tercer grado- deberá basarse en la personalidad, historial individual, familiar, social y delictivo del mismo, duración de la pena, el medio al que probablemente retornará y los recursos, facilidades y dificultades existentes en cada caso y momento para el buen éxito del tratamiento [resocializador]. Asimismo, el artículo 72.5 de la citada Ley establece que para acceder al tercer grado deberá haber satisfecho la responsabilidad civil derivada del delito.

Todos los criterios de valoración en el caso de De Juana son contrarios a la concesión del tercer grado penitenciario.

El apartado 104.4 del Reglamento General Penitenciario establece que, por motivos humanitarios y atendiendo a su escasa peligrosidad, se podrá clasificar en tercer grado a los penados enfermos muy graves que tengan enfermedades incurables. Obviamente no es el caso de De Juana, quien no está enfermo, sino en huelga de hambre voluntaria, ni se encuentra en una situación incurable, ni tiene una peligrosidad escasa, sino todo lo contrario.

Por otro lado, las medidas correspondientes al tercer grado (regreso al domicilio) sólo se pueden aplicar a quien esté en otro grado inferior dentro de un programa de resocialización inexistente e imposible en este caso.


De Juana se va a casa

De Juana Chaos ya ha salido del hospital camino de un centro sanitario del País Vasco. En cuanto se le reconozca, podrá irse a casa. Un terrorista sin arrepentir, asesino múltiple de 25 personas, que ha amenazado por escrito a funcionarios de prisiones y jueces, puede irse a casa porque Zapatero considera que es un hombre de paz.

Para despistados: el gobierno no tiene ninguna obligación de soltarle, o de atenuarle la pena. De Juana no está en "riesgo inminente de muerte". Nadie que esté en riesgo inminente de muerte tiene ganas de tirarse a su novia, y puede protestar violentamente cuando le interrumpen la coyunda. El Gobierno le suelta porque Zapatero quiere. Porque el proceso de paz, con los dos muertos y los que vengan sigue adelante. Porque a Zapatero no le importa que De Juana sea homenajeado (y lo será, no lo dudéis) públicamente como un héroe por haber vencido en el pulso a nuestro estado de derecho. Porque a este Gobierno no le importa que la falsa huelga de hambre de De Juana siente precedente, y que la semana que viene tengamos a veinte o a doscientos etarras en huelga de hambre para salir a la calle.

Todavía ayer había quien decía que este Gobierno no ha cedido en nada a ETA en el "proceso de paz". Ahora ya sabemos que ha entregado nada menos que la dignidad de todos los españoles.


La Justicia, De Juana y Rajoy

Como sin duda sabréis ya, el Tribunal Supremo ha decidido que la pena que le corresponde a De Juana Chaos por las amenazas que profirió en sus dos textos es de 3 años y no 12 ni 96.

Bien. Lo aceptaremos. De Juana tuvo la suerte de ser condenado con un código penal absurdo según el cual 3.000 años de cárcel podían quedarse en 18. Es injusto, pero era la ley, y según la ley ya cumplió por esos veinticinco asesinatos. Es un feroz hijodeputa, pero si tuviéramos que meter en la cárcel a todos los hijosdeputa que hay en España, tendríamos que importar cemento para construir tantas cárceles.

Seguro que la policía de Rubalcaba le vigila estrechamente para detenerle en cuanto vuelva a integrarse en ETA. Y seguro que la policía de Rubalcaba y la policía autonómica vasca impiden cualquier delito de apología del terrorismo cuando este canalla vuelva a su pueblo.

O no, pero esa es otra historia.

Ahora, de lo que se trata, es de impedir que si mañana a otra bestia le da por matar a veinticinco personas, no le salga tan barato. Y para eso no bastan los lloriqueos de Acebes. Yo, al menos, estoy harto de componendas con la progresía buenista. De códigos penales en los que se mima al agresor y se castiga a la víctima.

Del PSOE no espero nada. Pero al PP, que algún día volverá al gobierno, le exijo que nos iguale con los países de nuestro entorno. En los principales países europeos existe la cadena perpetua (redimible si se demuestra arrepentimiento y reinserción verdadera). Pues bien, seamos europeos.

Cadena perpetua para los delitos de terrorismo.

Por una vez, señores del PP, hagan algo que pueda movilizar no sólo a su electorado, sino a otros millones de españoles. Hagan un referendum, modifiquen la Constitución si es preciso, pero hagan algo para que las penas por delitos de terrorismo sean justas.


Yo apoyo a De Juana Chaos

La Audiencia Nacional se ha pronunciado: De Juana Chaos seguirá en la cárcel.

Ahora, espero que sea coherente y siga adelante con su lucha. Yo apoyo totalmente su derecho a decidir en libertad sobre su propio cuerpo. De Juana tiene derecho a una muerte digna. Sí, ya se que hay una sentencia del Constitucional que dice que el Estado debe alimentar forzosamente al preso en huelga de hambre, porque tiene responsabilidad sobre su vida y su salud. Pero tened en cuenta que eso era en 1990, cuando había más respeto por la vida humana.

Ahora incluso un diario de prestigio internacional asiste alborozado a la muerte de una persona que tiene una enfermedad degenerativa. Si nuestros líderes mediáticos más avanzados justifican el suicidio de una persona cuyo cuerpo está degenerando, ¿cómo negarle ese derecho a un individuo cuyo espíritu degeneró hace tiempo hasta extremos de vileza indescriptibles?

Por eso, solo puedo decir: ¡ánimo, asesino! ¡sigue así, hasta cometer el único asesinato que te es posible ahora! ¡Jo ta ke, sin desfallecer! O mejor dicho, desfalleciendo, pero sin dar ni un paso atrás. Después de la noticia de hoy, espero ilusionado la de tu muerte.

Razones para una bomba

Cada vez que ETA comete un atentado, aparecen opinadores profesionales en todas las tertulias diciendo algo así como "ETA ha hecho lo único que sabe hacer", o "los terroristas actúan sin sentido".

Hoy tenemos la prueba de que no es así. De que poner una bomba es una acción eficaz y rentable.

En Diciembre, por lo que se ha filtrado, el Gobierno se reunió con ETA para diagnosticar el bloqueo del "proceso de paz", y analizar los pasos a seguir. ETA, que es coherente en su lógica, decidió que si las bombas le habían llevado a esa mesa, otra bomba conseguiría que la situación se moviera. Ignoro si el Gobierno supo que habría pronto un "accidente" en esa misma reunión o únicamente tenía la información de los cuerpos y fuerzas de seguridad que habían detectado que un atentado era inminente. Pero tampoco importa demasiado.

El hecho es que a punto de acabar el año ETA pone una bomba, que produce un trágico accidente no buscado. Es decir, nunca le ha importado a ETA matar a nadie, y seguramente los etarras hubieran estado encantados si los muertos hubieran sido dos policías. Un par de ecuatorianos inmigrantes son para ellos trabajadores explotados, y por eso han tenido palabras de "solidaridad". Lo cual no quita para que pongan la siguiente bomba sin tener en cuenta si van a matar a dos o a veinte ecuatorianos.

Los muertos también descolocaron al gobierno, que contaba con un "accidente" como los últimos atentados de ETA en Madrid de antes de la tregua: espectaculares, tal vez con algún herido, pero sin muertos. Y durante unos pocos días, ante la indignación general, tuvieron que aparentar dureza contra el terrorismo. Incluso Zapatero, a pesar de que se resistió como gato panza arriba, tuvo que decir que "el proceso estaba roto".

Pero ahora, después de la manifestación de apoyo al Gobierno convocada por la UGT y de la manifestación por el diálogo con ETA convocada por Ibarreche, consideran que los muertos ya están amortizados y que puede seguir el proceso. Y han seguido con el plan que tenían para después del "accidente":


  • Han escenificado la ruptura del Pacto Antiterrorista con el PP. Disfrazándolo de oferta de acuerdo, para los más tontos de entre sus parroquianos, pero dejando claro para sus interlocutores que siguen empeñados en el acuerdo con ERC y PNV para avanzar en la negociación.

  • Han vuelto a defender la necesidad del diálogo con ETA como única vía para "superar el conflicto". Pronto veremos que hay nuevas reuniones y nuevos acuerdos, probablemente justificados en algún documento de ETA o en alguna filtración que "demuestre"que ETA está dispuesta a dejar otra vez las armas definitivamente si se desbloquean algunos asuntos.

  • Han compensado la sentencia contra los jarraichus dejando escapar a la inmensa mayoría. De este modo responden a la exigencia de ETA de cesar en el hostigamiento judicial. Es un mensaje del tipo: "no podemos controlar a algunos jueces, pero estamos dispuestos a ayudaros."

  • Están trabajando para soltar a De Juana, que era otra de las exigencias de ETA para reactivar el proceso. No hay ninguna justificación para ello, puesto que la excarcelación por enfermedad grave está prevista para casos de enfermedades terminales irrecuperables que hacen imposible que el preso vuelva a delinquir.


En el siguiente atentado, los mismos opinadores volverán a decir que ETA es irracional, y que con bombas nos conseguirán nada. Pero de momento, parece que la de Barajas les va a resultar muy muy rentable.

Cuando el Estado no garantiza tus derechos

Hace poco saltó a los periódicos el caso de un hombre al que, aprovechando que dejó su casa vacía por unas obras, unos jetas se la "okuparon". Él llamó a los mozos de escuadra, que de entrada le pidieron que demostrara que el piso es suyo y después pasaron el caso a un juez, que lo está estudiando. El hecho es que lleva mes y medio sin poder entrar en su casa porque ni la policía ni el juez han actuado para desalojar a los ocupadores.

Una situación extrema, pero mucho más frecuente de lo que nos gustaría. El Estado asume el monopolio de la violencia, para garantizar la seguridad y los derechos de todos. Y nos gusta pensar que estamos protegidos, que si tenemos un problema con un delincuente podemos contar con la policía para que le detenga y con la justicia para que le castigue.

Sin embargo, con demasiada frecuencia, lo que comprobamos es que no es así. Las mujeres amenazadas no pueden contar con la protección de la policía, que en el mejor de los casos se limita a apresar al asesino después de que haya cometido su delito. Los propietarios de viviendas que sufren un asalto deben rezar para que sus agresores no sean violentos y se limiten a robarles, porque no hay ninguna esperanza de que la policía llegue a tiempo de detenerles.

Por supuesto, un ciudadano honrado no puede tomarse la justicia por su mano: es delito. Aunque la policía sea ineficaz persiguiendo a delincuentes profesionales, sí actúa con contundencia contra el ciudadano que paga sus impuestos, que tiene un domicilio fijo y que usa su carnet de identidad sin falsificar. Y es que, para el Estado, es mucho más peligroso un ciudadano armado que dispara a un ladrón que un delincuente que asesina a una víctima inocente.

Lo que sucede es que todo tiene un límite, incluso la paciencia de los ciudadanos decentes. Por ejemplo imaginad que, como le sucede al señor del que hablábamos al principio, vivís en Barcelona, donde el jefe de la policía y la tercera teniente de alcalde están a favor de despenalizar el asalto de viviendas y no actúan contra los delincuentes. Imaginad que si alguien se cuela en una vivienda de vuestra propiedad tienes que esperar cinco o diez meses, si todo va bien, hasta que consigues recuperarla. Imaginad que la policía y los jueces se aplican con todo su afán en garantizar los derechos de los asaltadores. ¿Qué puedes hacer?

Pues, como siempre, acudir al mercado y contratar a alguien que sea capaz de echar a los asaltantes. En Barcelona ya hay quien te ofrece el servicio de "reocupar" tu vivienda, poner en la calle las pertenencias de los delincuentes y dejarles claro que vana a tener problemas si intentan volver a instalarse allí. Cuesta algo de dinero, pero desalojas tu casa en unas pocas semanas.

Por supuesto, los abogados lo desaconsejan, porque es delito recuperar lo que es tuyo por la fuerza y sin contar con esa policía y esos jueces que tardarán meses o años en hacerlo. Pero, con un Estado que se niega a proteger tus bienes y que defiende al delincuente, ¿qué otra alternativa te queda?

Farruquito en la carcel

Farruquito ha ingresado en prisión. En teoría para tres años, pero es probable que salga mucho antes por buena conducta.

De todas maneras, es muy importante ver a un tipo así entrar en la cárcel, y no subido a un escenario con desalmados como Alejandro Sanz. Primero, por lo que tiene de reconfortante para la viuda del pobre hombre que mató. Y segundo, por lo que tiene de ejemplo para los demás insensatos que se dedican a poner en peligro la vida de los demás.


Regocijaos

Otro dictador ha muerto. Esta vez, para nuestra alegría y sobre todo para la de sus súbditos, fue derrocado y no murió en la cama. Sin duda, mucho más injusto que la pena de muerte para un genocida es que pueda apurar la copa de la tiranía hasta las heces.

Pero coincido con algún coblogger redlibealino y con los tertulianos de ayer noche en la COPE: la pena de muerte para Saddam es injusta. Y no lo digo porque esté en contra de la pena de muerte en este caso. Es porque la pena de muerte no es un castigo suficiente para un canalla como Saddam Hussein.

En "El sueño de Newton" Gregory Benford escribe sobre un infierno en el que los condenados mueren violentamente una y otra vez, sintiendo cada vez todo el tormento de la muerte.

El castigo justo sería gasearle con sarin, y después resucitarle para volverle a gasear. Así una y otra vez, hasta las decenas de miles de veces que él lo mandó hacer sobre los irakíes. Y después torturale miles de veces hasta la muerte, como él hizo. Y después torturar y fusilar a sus hijos delante de él, y delante de él violar y torturar a su mujer. Y fusilarle otras miles de veces. Y enterrarle vivo para que vuelva a morir horriblemente una y otra vez.

Desgraciadamente, no tenemos tecnología que nos permita resucitar a un condenado a muerte para volverle a ejecutar, así que debemos conformarnos con el castigo injusto de matarle una sola vez, y confiar en que el infierno exista, que se parezca al infierno de Benford, y que Saddam experimente allí todo el sufrimiento que él hizo padecer a otros.


Descansen en paz los cientos de miles de inocentes que Saddam hizo matar.

No hay pruebas

El señor juez llegó a su casa un poco antes que de costumbre, y se sorprendió al oír ruidos procedentes de su dormitorio. El señor juez, que era un hombre sagaz, identificó rápidamente los ruidos como risas, suspiros y gemidos. Se acercó presuroso a la habitación, abrió la puerta y encontró a su mujer completamente desnuda, acompañada de algunos varones y mujeres igualmente desnudos. El señor juez no pudo determinar el número de los acompañantes, ya que estaban colocados en grupos cuyos componentes entrelazaban estrechamente sus miembros y se movían con fruición, dificultando la operación de conteo, amén de que a través de la puerta entreabierta del cuarto de baño podían apreciarse tres extremidades inferiores, que sin duda correspondían al menos a otros dos individuos, pero no podía descartarse la presencia de terceros.

La señora del señor juez se cubrió con la sábana y afirmó: "esto no es lo que parece". El señor juez le transmitió su sospecha acerca de la ruptura de la promesa matrimonial de fidelidad, a lo que su señora esposa respondió: "estas señoras y caballeros son miembros de mi grupo de yoga, y nos hemos reunido aquí para practicar. No tienes ninguna prueba de que te haya sido infiel, ya que el hecho de que algunos individuos se hayan entregado a actividades lúbricas no implica que yo haya hecho lo mismo. Mi desnudez, como la del resto, se debe a que de este modo es más fácil sentir el karma de la Madre Tierra. Y este caballero que está acostado junto a mí me estaba ayudando a practicar la respiración tántrica. Ignoro a qué se debe su ostensible erección."

El señor juez se vio obligado a reconocer que, efectivamente, no podía apreciar ninguna prueba acerca de la infidelidad de su señora esposa, por lo que se limitó a decir, antes de cerrar la puerta: "procurad no hacer mucho ruido, porque me gustaría ver el partido."

En otro orden de cosas, noticias no necesariamente relacionadas:
Un juez absuelve a la banda Soziedad Alkoholika
Absuelto el etarra Aitor Herrera por el atentado en el aeropuerto de Santander
El Supremo posterga la decisión sobre Jarrai, Haika y Segi
El fiscal rechaza embargar las «herriko tabernas» al no ver pruebas del vínculo con Batasuna

Pena de muerte para Saddam

Ahora que Saddam Hussein ha sido condenado a muerte, anda toda la progresía clamando contra la sentencia. "Es un horrible dictador, pero nadie merece la pena de muerte", dicen. No recuerdo tanto consenso contra la pena de muerte cuando Castro ejecutó a los últimos desgraciados que intentaban huir de la isla-cárcel. Como siempre sucede con la izquierda, aplican la moral de situaciones. Los actos no son buenos o malos en sí mismos, sino en función de quién los ejecute.

Pero vamos a ver, señores, ¿dónde están el multiculturalismo y el respeto al diferente? ¿Lapidar adúlteras es una tradición arraigada que no debemos criticar pero la pena de muerte debe ser eliminada según el criterio etnocentrista europeo? Curioso, pero me temo que perfectamente explicable. Y luego vendrán a darnos lecciones de ética y moral democrática.

Resulta que algunos creemos que hay criterios morales que están por encima de los valores culturales, aquí y en Kuala Lumpur. La ablación del clítoris es mala siempre. Sin excepción. La sumisión de la mujer, o la persecución del que profesa otra religión, son intolerables siempre. La persecución y muerte de homosexuales es repugnante en Cuba y en Irán.

Y la pena de muerte, en determinados casos, es la opción moral más aceptable en cualquier país del mundo. Hace tiempo escribí por aquí sobre las consideraciones prácticas y políticas de la pena de muerte, que la hacen preferible a la cadena perpetua. Quedó pendiente hablar de los criterios morales (que priman sobre los anteriores).

No creo que la pena de muerte sea legítima en todos los casos de asesinato. No todos los asesinatos deben ser castigados con la pena de muerte, porque para algunos asesinos sí cabe el arrepentimiento y la reinserción en la sociedad. En mi opinión, hay dos casos en los que la pena de muerte es la única opción legítima.

El primero es el de los sociópatas, los asesinos que disfrutan causando daño a sus víctimas. Son individuos que se colocan voluntariamente fuera de la sociedad, que no reconocen como semejantes al resto de seres humanos. Individuos que cometen crímenes especialmente horrendos, habitualmente contra víctimas mucho más débiles que ellos, como niños o mujeres.

Este tipo de criminal, al que no se puede considerar como miembro de nuestra sociedad, no merece otro trato que la eliminación, como hacemos con un perro rabioso o con una alimaña.

El segundo tipo de criminal que merece la muerte es el que actúa contra toda la sociedad, el criminal político. El proceso de Nuremberg fue innegablemente positivo para el establecimiento de la democracia en Alemania. Ejemplificó la absoluta intolerancia hacia los nazis, evitó que los condenados pudieran dedicar sus vidas a justificar sus crímenes y permitió dar por zanjado el pasado y reconstruir el país. EL milagro alemán hubiera sido sin duda mucho más difícil con decenas de jefes nazis vivos e impartiendo doctrina.

Con Saddam Hussein puede pasar algo similar, es decir, que su muerte sea positiva porque marque un antes y un después para sus nostálgicos y para los iraquíes que luchan por implantar una democracia.

De igual modo que para los tiranos, la pena de muerte sería aceptable para los asesinos que, fuera del poder, matan para imponer su modelo de sociedad. Cada vez más las amenazas a nuestra libertad van a provenir no de una declaración de guerra formal de otro país, sino de grupos que pretenden imponer sus ideas al resto utilizando el asesinato como método. Y en estos casos que ponen en jaque todo el sistema de derechos y libertades que disfrutamos, la pena de muerte está justificada si sirve, como en Nuremberg, para definir radicalmente qué es y qué no es tolerable.

Farruquito a la carcel por criminal

Una buena noticia: Farruquito irá a la cárcel. Parece que, al menos por esta vez, ha habido un juez sensato que ha valorado más la sucesión de delitos que cometió el angelito que su fama o su condición de gitano.

Yo ya he escrito por aquí por qué me interesa tanto el caso de Farruquito, así que poco más tengo que añadir. Sólo esto: toda mi solidaridad para con la viuda del inocente asesinado por este canalla.

Esto no es prevaricación

El prestijioso juez Enrique Bacigalupo ha desestimado el recurso contra Montilla por el crédito de La Caixa. La razón esgrimida por el hintachable gurista es que el actual ministro no era en ese momento (1994) ni funcionario público ni autoridad:

el Sr. Montilla, al tiempo que sucedieron los hechos no era funcionario público ni autoridad, es obvio, por lo que tampoco puede ser autor del delito de cohecho que se le imputa

En una nueva muestra de hecuanimidad e inparcialidad, Bacigalupo nos informa de que los alcaldes no son autoridades. Montilla era alcalde de Cornellá en esas fechas pero, es obvio, no era autoridad.

Montilla nombró al hijo de Bacigalupo Director de los Servicios Jurídicos de la CNE, en una decisión que, es obvio, no tiene nada que ver con el hecho de que el hinsobornable juez haya fallado a favor del empleador de su hijo. Mariano Bacigalupo consiguió el puesto, como su padre, por sus hinnegables méritos.

Que nadie ose hablar de prevaricación, injusticia, trato de favor o nepotismo. No puede decirse que haya nada de eso por aquí.

Aunque a veces uno piense que un juez como Roy Bean mejoraría el nivel de la judicatura española.

De que lado estamos


2006061926txapotedentro.jpg

Este es un hombre de paz. Debemos dialogar con él, porque en democracia todas las opciones se pueden defender. Su partido debe ser legalizado, porque representa a miles de votantes. Hay que ser generoso para evitar que en el futuro haya más muertes.

Con este hombre podemos hablar de todo. Es un actor fundamental en la resolución del conflicto que tanto daño ha causado ya.

madre-miguelangel-blanco.jpg

Esta mujer es vengativa y rencorosa. Sólo le mueve el afán de obtener réditos de su situación y el oportunismo político. Se deja manipular por el PP, que quiere utiliziar a las víctimas para acabar con la democracia. No puede tener parte activa en el proceso de paz, porque tiene demasiada implicación emocional.

Esta mujer debe quedarse en casa, callada, y no estorbar en el proceso de paz.


Zapatero, y con él todo el PSOE, ha elegido ya de qué lado está, quién es un interlocutor digno de respeto y quién un paria que debe retirarse de la vida pública.

¿Y tú, de parte de quién estás?


El derecho a tener armas

Os confesaré que esta es otra de esas cuestiones que yo creía tener claras hasta hace apenas cuatro años. Entonces yo asumía que ningún ciudadano responsable podía desear tener armas de fuego en casa, que las armas son un peligro y que los que defienden su posesión son peligrosos ultraderechistas de la NRA como Charlton Heston.

Hasta que encontré un artículo de Eric Raymond, del que sabía, porque le había leído, que no es ningún idiota. Eric tiene una página dedicada a su locura por las armas, y ha escrito unos cuantos posts en su blog sobre el tema. Si sabéis inglés, hay mucha información, y tan sensata que empezó a hacerme dudar.

Después estuve buscando esos datos "que todos conocemos" acerca de las increíbles tasas de asesinatos en EE.UU., pero descubrí que los artículos que cita ESR decían la verdad: a mayor libertad de uso de armas de fuego, menor mortalidad por asesinato.

Episodios como el del moldavo Arkan, que asesinó a sangre fría a un abogado y atacó brutalmente a su mujer y a sus hijas menores de edad, me confirmaron que, ante determiandos delincuentes, la única oportunidad de salvarte es tener un arma de fuego.

Ahora Barcepundit nos da otro argumento, a mi juicio bastante sólido:

¿por qué los políticos y "personas importantes" pueden llevar armas, o llevan escoltas armados, si las armas no hacen más que empeorar las cosas? ¿por qué ellos sí, y yo no puedo defenderme cuando voy por la calle, o peor, ni siquiera en mi propia casa? ¿Acaso su vida vale más que la mía, o la de cualquier otro ciudadano de a pie?

En el fondo de todo este asunto, está otra vez la infantilización del ciudadano, el considerarnos incpaces de valernos por nosotros mismos. Igual que dicen "anda, dame tu dinero, que te voy a hacer ahorrar para la jubilación, porque tú te lo gastarías todo en vicios..." tamnbién nos están diciendo "yo puedo tener armas y hacerme acompañar de un policía armado, porque yo soy importante y tomo decisiones correctas. Tú eres un inmaduro que con una pistola en la mano se liaría a tiros con el primero que le hicera una maniobra extraña con el coche, así que mejor me quedo yo los juguetes que pueden hacer pupa. Recuerda que yo sé lo que te conviene mejor que tú".

Los policías del 11M

En mi último post decía que de momento, los únicos implicados en el 11M son los policías que han trabajado y están trabajando para ocultar unas pruebas, manipular otras y fabricar las restantes.

Después de conocer la sentencia del caso Bono, creo que más de un policía debería replantearse su situación. Cuando lleguen las denuncias, a quien meterán en la cárcel no será a los altos cargos, sino a los policías de a pie que hayan dejado su rastro en la conspiración chapucera.

Los otros, los que les dieron las órdenes de palabra, se irán de rositas. Quedará la sospecha, pero los paganos serán los pringados que fabricaron la mochila o rellenaron la Kangoo. Y si por casualidad el problema llega a afectar a un Ministro o a un Secretario de Estado, a ellos sí les llegará un indulto, o un permiso especial para salir todos los días de la cárcel por enfermedad.

Así que, si yo fuera policía, y hubiera visto o hubiera hecho cosas raras en esas fechas, correría a denunciarlo, a ver si así me salvaba de la quema. Ya que no lo han hecho antes por sentido del deber ni por imperativo moral, al menos que lo hagan para salvarse a sí mismos.

Insiste Gallizo

En este gobierno en el que la Ministra de Cultura ignora el latín más elemental, el de Defensa prefiere morir a matar y el de Exteriores promueve el enfrentamiento con Estados Unidos y media Europa, no es extraño que la Directora General de Instituciones Penitenciarias esté en contra de que los delincuentes vayan a la cárcel. Y no es la primera vez que lo dice.

La desproporción que, a juicio de Gallizo, hay en Europa y en España en la aplicación de las penas privativas de libertad es una dinámica que tiene que cambiar, pues si no, "el sistema se resentirá".

En esto estamos de acuerdo. O establecemos la cadena perpetua que existe en países como Francia, Italia, Alemania, Holanda, Bélgica, Gran Bretaña, Noruega y Suecia, o la desproporción en la aplicación de las penas atraerá cada vez más delincuentes peligrosos a nuestro país.

Pero también dice esta eminencia:

En la base del delito siempre se encuentra la pobreza y la marginalidad.

¿siempre? ¿seguro?

El problema de la Directora de Instituciones Penitenciarias es que opera con unos esquemas mentales que no tienen relación con la realidad, como explica muy bien Sowell.

Conde Pumpido Abogado Particular de ETA

De Fiscal General del Estado, nada. Hace tiempo que no se comporta como un fiscal, procurando perseguir a los delincuentes, sino como un abogado que busca para sus defendidos la interpretación más favorable de la ley. Y ahora, ya, a calzón quitado, incluso saltándose la ley. Sus primeras declaraciones después del comunicado de ETA no son para insistir en la importancia y la vigencia del estado de derecho, sino para pedir a los jueces que valoren la nueva situación.

Pues mire, señor Abogado Particular de ETA, ya hubo otra ocasión en que los jueces valoraron la situación, y excarcelaron a la plana mayor de Batasuna. Garzón primero y el Tribunal Supremo después encontraron que había motivos para condenar a los dirigentes de Batasuna por colaboración con ETA, pero los jueces del Tribunal Constitucional entendieron que "el momento político" (como se decía entonces) que se vivía con la tregua de ETA hacía aconsejable liberarles, aún a costa de un enfrentamiento terrible entre las dos instancias judiciales más altas.

Unos meses más tarde, ya liberados los dirigentes de Batasuna, ETA rompió la tregua. El "momento político" había vuelto a cambiar, pero los delincuentes de Batasuna ya estaban en la calle.

Ahora volvemos a tener a dirigentes de Batasuna procesados, ETA vuelve a declarar una tregua, y los juristas "por la Democracia" se apresuran a pedir que otra vez deje de aplicarse la ley a sus parientes ideológicos.

En fin, espero que Grande Marlaska tenga la decencia que le falta a Conde Pumpido.


A vueltas con Guantánamo

No me apetecía mucho volver a escribir sobre esto, pero ya que el contubernio juedo-fascista-yanki-empresarial que dirige RedLiberal no nos ha transmitido bien sus consignas y JGP y yo tenemos posturas diferentes, y él se empecina en la suya, aprovecharé para aclarar alguna cosilla.

1. Los presos de Guantánamo no tienen derecho a un juicio, porque no están acusados de un delito. Son prisioneros de guerra. Y a un soldado no se le juzga por asesinato, por sabotaje, ni por robo, ni por agresión. Todas esas cosas son sus obligaciones como soldado enemigo, y no se le puede condenar por ello.

2. Mientras dure la guerra, un ejército tiene derecho a mantener encerrados a cuantos prisioneros pueda capturar, o a liberarlos si le suponen una carga. Una vez finalizada la contienda, debe liberarlos y no les puede juzgar, salvo que hayan cometido crímenes de guerra.

3. La convención de Ginebra establece que los prisioneros merecen un trato con garantías siempre que cumplan ciertas normas establecidas en el artículo 4. Como bien observó Franco Alemán, sí cometí un error al decir que a los de Guantánamo no se les aplica la convención de Ginebra. Se les aplica, y por eso no tienen derecho a ser tratados con respeto.

4. La declaración de los derechos humanos, lógicamente, no se aplica a las situaciones de guerra. En una guerra se mata, se roba y se destruye sin juicio previo ni garantías legales. Es lo que tienen las guerras, que por lo general no son agradables.

Todo el error proviene de considerar a los terroristas de Al-Quaeda como delincuentes comunes. Si fuera el caso, Estados Unidos no podría capturarlos en el extranjero, ni juzgarlos por crímenes cometidos fuera de su territorio. Es decir, habría que pedir no un juicio para ellos, sino su liberación.

Pero como Estados Unidos ha decidido tomarles la palabra a los de la guerra santa, pues tienen que atenerse a las consecuencias de ir por ahí declarando la guerra a la primera potencia mundial y saltándose a la torera los acuerdos que podrían protegerles.

Lo cual me recuerda que si alguna vez dijéramos a ETA: "vale, tenéis razón, hay una guerra y vosotros sois combatientes", podríamos tenerles presos indefinidamente, fusilarles en cualquier momento que fuera conveniente, arrasar sus casas y propiedades... y todo sin saltarnos ninguna ley nacional ni internacional, ni siquiera la declaración de los derechos humanos.

Vindicación de Guantánamo

Hoy José García Palacios le da la razón a Kofi Annan acerca de que "hay que cerrar Guantánamo, más pronto que tarde". No puedo estar de acuerdo.

Primero, porque no es cierto que los presos de Guantánamo merezcan un procedimiento penal y un juicio. Los presos de Guantánamo son combatientes en el extranjero y no ciudadanos norteamericanos, por lo que no se les aplica la legislación estadounidense. No sé si es justo o injusto, pero no tienen derecho a un abogado, ni a que se les acuse de un delito, ni a esperar que se siga el procedimiento penal estadounidense.

Por otro lado, tampoco se les aplica la convención de Ginebra, como cacarean todos los que no se la han leído. Incumplen todas y cada una d elas condiciones que establece el artículo 4, así que la convención no les ampara. El ejército americano puede hacer lo que quiera con ellos, incluso fusilarlos, sin cometer ninguna ilegalidad. Es el inconveniente de ir por ahí oculto entre la población civil, decapitando rehenes y cometiendo atentados a traición.

Otra cosa es que como los norteamericanos son más civilizados que los salvajes jihadistas presos en Guantánamo, procuren tratarles lo mejor posible, en lugar de dedicarse a hacer snuff movies con su decapitación. Si os fijáis en la letra pequeña, los expertos acusan de "prácticas equiparables a la tortura". Es decir, que no hay tortura. En todo caso, y suponiendo que sea cierto lo último que se ha denunciado, maltrato.

Un maltrato, por cierto, que incluye interrogadoras femeninas que "frotaban su cuerpo contra los hombres, iban ligeras de ropa, hacían comentarios sexualmente explícitos y les tocaban procodativamente". Todo lo cual puede ser muy desagradable, pero no encaja en mi definición de tortura.

No os lo creeréis, pero ha habido guardias tan despiadados que silbaban fuerte durante la oración. Sí, a los torturados y maltratados detenidos en Guantánamo se les permite observar sus normas religiosas, tienen asignado incluso un capellán musulmán que dirige los rezos, se les entrega ejemplares del corán (que los guardias tocan con guantes para no ofender), mantas y todos los artículos necesarios para rezar. Incluso la llamada a la oración se retransmite por los altavoces de la prisión. Ojalá a los cristianos se les maltratara así en Arabia Saudí, donde puedes ser condenado a muerte por tener una biblia.

Sin duda es desagradable tener a unos cientos de islamistas prisioneros en Guantánamo. Es muy posible que se haya maltratado realmente a algunos de ellos. Pero sinceramente, prefiero que estos tipos estén en Guantánamo a que vuelvan a Afganistán, Irak o Paquistán a secuestrar y degollar infieles, atentar contra mercados o asesinar a quien no sigue estrictamente los que ellos consideran la sharia.

Conde Pumpido contra Fungairiño y a favor de Parot

No ha tardado más de unas horas. El Fiscal General del Estado defiende la salida de la cárcel del asesino más sanguinario de ETA, Henry Parot.

Está claro por qué Fungairiño no podía seguir como Fiscal de la Audiencia Nacional. Fungairiño se ha distinguido por perseguir a los criminales de ETA, incluso a pesar de haber vivido de cerca el asesinato de compañeros suyos como Carmen Tagle.

Conde Pumpido se ha distinguido por:
- permitir que el PCTV (la última encarnación de Batasuna) concurriera a las elecciones autonómicas vascas, y esté ahora representado en el parlamento, mintiendo descaradamente para ocultar su iniquidad.
- ser tratado por Otegui como los mafiosos tratan a los policías corruptos que tienen a sueldo.
- actuar contra ETA o Batasuna sólo cuando no le ha quedado más remedio.
- actuar más como abogado defensor de etarras que como fiscal.

Ya lo decía De la Vega: hay cambios significativos en ETA. Los presos comienzan a salir de las cárceles, vuelven a tener representación en el parlamento, pueden celebrar actos de homenaje públicos a sus pistoleros... y ni siquiera han tenido que dejar de atentar, de cobrar el impuesto revolucionario y de rearmarse... ¡Quién se lo iba a decir hace sólo dos años!

Pero resulta que al Fiscal General del Estado le pago el sueldo yo con mis impuestos, y es para que persiga a los terroristas, no para que colabore con ellos. No cabe duda de que Cándido Conde Pumpido pasará a la Historia. A la Historia Universal de la Infamia.

Por cierto ¿hay alguien que todavía no haya enviado su mensaje?

No hay otra salida

Veamos:

El Gobierno respalda el cese de Eduardo Fungairiño porque 'no caben discrepancias con el fiscal general'
Asociación Fiscales pide dimisión Conde-Pumpido por sectario

Si no caben discrepancias con el Fiscal General, y la Asociación de Fiscales le llama sectario y se manifiesta públicamente en contra, sólo se pueden hacer dos cosas:

- Cesar a todos los fiscales, o al menos a todos los asociados a la Asociación de Fiscales, y nombrar a otros que no discrepen.
- Cesar a Conde Pumpido.

Apoyo a Fungairiño

En LD han organizado una campaña de mensajes de apoyo a Fungairiño. Yo ya he enviado el mío.

¿Tienes ahora algo más importante que hacer que agadecer su dedicación a un hombre honrado que se ha jugado la vida por defendernos de los asesinos de ETA?

Titulares

Conde-Pumpido afirma que el derecho de participación política "está en vigor"
El fiscal general del Estado español, Cándido Conde-Pumpido, ha afirmado que la ilegalización de Batasuna no suspende los derechos individuales de sus militantes e integrantes y ha destacado que, por lo tanto, los derechos de reunión, manifestación y de participación política "están en vigor".
Fungairiño cree que la asamblea de Batasuna "no debe celebrarse" aunque hará lo que ordene Conde-Pumpido
Justicia: La Fiscalía pedirá la suspensión del Congreso convocado por Batasuna
Conde-Pumpido, tras relevar a Fungairiño de la Audiencia: 'La paciencia tiene un límite"


De la Vega dice que hay "cambios significativos" en ETA y que el Gobierno "los valora"
Atentado Correos Vizcaya, el quinto de ETA en lo que va de año

Conde-Pumpido depuró a Fungairiño por sus discrepancias en la lucha contra ETA y su entorno

Conclusión: "Lucha contra ETA y su entorno" aplicado es este gobierno es tan falso como "dimitió por motivos personales" aplicado a Fungairiño. Ya tienen un estorbo menos para la componenda con ETA.


La zorra

Si ponemos a la zorra a cuidar las gallinas... pasa esto. Claro que si ve peligrar su comida, puede jurar que ella en realidad es un perro pastor de toda la vida.

Justicia para Farruquito

Este domingo, un pobre hombre tuvo la desgracia de atropellar a una niña de siete años. Él no cometió ninguna infracción, y por lo que sabemos circulaba con su carnet y con su seguro, pero la niña salió corriendo y se le cruzó por delante. El hombre frenó, y la niña únicamente sufrió heridas leves.

¿Qué castigo merece este hombre? La muerte. Los parientes de esta niña, gitanos, asesinaron en el acto de nueve disparos de bala al conductor.

Conclusión:

Si eres gitano y atropellas a un payo porque conduces sin carnet y sin respetar ninguna norma de tráfico, no paras para prestar ayuda e intentas implicar a un menor en el atropello para evitar las consecuencias, el castigo son 200.000 euros de multa.

Si eres payo, circulas respetando las normas, tienes la desgracia de que una niña gitana se te cruce por delante, maniobras para evitar el atropello y te paras para ayudar, el castigo es la muerte.

¿Oiremos ahora a alguien de los que se quejaba de que se perseguía a Farruquito por ser gitano? ¿Somos todos iguales ante la ley? ¿Respetar las costumbres de los gitanos implica que se sientan con derecho a imponer su ley?

El malvado Gobernator asesina al inocente Toockie

Schwarzenegger se ha creído que es un terminator de verdad y ha mandado ejecutar a una víctima de la pobreza que empuja a los jóvenes a las bandas, que se había rehabilitado y que había sido nominado al premio Nobel de Literatura por sus libros infantiles contra el mundo de las bandas y al premio Nobel de la Paz.

O algo así creeríamos si sólo pudiéramos leer El Mundo o cualquier otro periódico español, como hace apenas diez años. Pero ahora tenemos Internet, y podemos leer, por ejemplo, a Michelle Malkin, que ha seguido el caso en varios posts.

Hace diez años tendríamos que conformarnos con este párrafo del obituario del mundo para saber por qué le han ejecutado:


Williams fue sentenciado a muerte en 1981 por matar de un disparo al dependiente Albert Owens, dos años antes, y por el asesinato de los propietarios de un motel de Los Angeles y la hija de ambos durante un atraco, también en 1979.

De los inmigrantes taiwaneses ni siquiera se nos dice el nombre. Al fin y al cabo ¿a quién le importan tres chinos cuando estamos hablando de un candidato a Nobel de la Paz? Pero ahora podemos leer esto:
Williams fue condenado por el asesinato de cuatro inocentes con una recortada en 1979. No hay nada pacífico ni conmiserativo acerca de la manera en al que murieron Alvin Owen, Thsai-Shai Yang, Yen-I Yang y Yee Chen Lin. Owen era un adolescente blanco dependiente en un Seven-Eleven, al que le disparó dos veces en la nuca (estilo ejecución) mientras yacía desarmado en el suelo surante un atraco. Un testigo afirmó que Williams se burló de los sonidos que hacía Owen mientras yacía muriendo. "Tenías que haber oído la manera en que sonaba cuando le disparé", le oyó decir a Williams el testigo.

Los Yang eran unos inmigrantes taiwaneses que, junto con su hija Yee Chen Lin, fueron disparados durante el robo en un motel dos semanas después de la muerte de Owen. La mitad de la cara de la hija fue destrozada por el disparo de la recortada, dijo el antiguo fiscal de distrito del Condado de Los Ángeles Robert Martin en una entrevista esta semana. Williams les llamó "cabezabudas", recordó Martin, y les robó calderilla.

Williams todavía no ha pedido perdón a las familias de las víctimas. Cuando terminó el juicio, me dijo Martin, Williams amenazó al equipo fiscal, "Os cogeré a cada uno de vosotros, hijos de puta."


O sea, que asesinó a sus víctimas a sangre fría, a bocajarro, se rió de ellas y no ha pedido perdón por sus crímenes. Lástima que El Mundo no nos cuente esto.
También sabríamos por el Mundo esto:
Nacido en Nueva Orleans (Luisiana), creció en un barrio pobre al sur de Los Angeles, donde era conocido por ser un líder nato en el mismo. Fundador a los 17 años de la famosa banda callejera 'Crips', de Los Angeles, se convirtió en todo un símbolo contra la violencia.

Junto a su amigo Raymond Washington fundó la citada banda, conocidos por llevar una 'badana' (pequeño pañuelo) azul en la frente, que al poco tiempo se extendió por todo el país.


¿Son inocentes las negritas en "creció en un barrio pobre"? No lo creo. Mis padres crecieron en uno de los barrios más pobres de Bilbao, y en lugar de fundar una pandilla iban a misa a la parroquia. Eran otros tiempos, y otra cultura, supongo. En cualquier caso, lo de justificar a los delincuentes con el entorno en el que se han criado siempre me ha parecido injusto con la inmensa mayoría de jóvenes que crecen en un barrio pobre y salen adelante como ciudadanos honrados y buenas personas.

Pero es mejor la siguiente frase, en la que se liga directamente la fundación de la banda callejera con convertirse en un símbolo contra la violencia. De hecho, lo único que nos dicen de la banda es que creó la moda de ponerse un pañuelo azul en la frente. Qué cool. Y por eso le mata el fascista Terminator. Claro que si no nos limitamos a leer El Mundo, podemos saber algo más de los Crisps, por ejemplo consultando la Wikipedia.

Así podríamos saber que los Crips son una de las bandas más importantes de Estados Unidos, que sólo en Los Ángeles son responsables de unos 250 asesinatos al año. Podeis ver aquí uan tabla con los asesinatos de bandas en el condado de Los Ángeles entre 1979 y 1998. Además de dedicarse al asesinato, los Crips controlan el tráfico de crack en Los Ángeles.

De modo que El Mundo no ha tenido espacio de mostrarnos que Tookie Williams fundó una organización criminal responsable de más asesinatos que la Mafia, y eso sin contar los muertos causados por el consumo de crack. En resumen, que Al Capone era un aprendiz al lado de este candidato a Nobel de la Paz.

Pero El Mundo sigue contándonos lo bueno que era el amigo Tookie:

Tras ser condenado, fue sometido a aislamiento por mala conducta. Él alega que fue entonces cuando se dio cuenta de sus errores y se arrepintió de su vida pasada. Desde entonces, dedicó sus días a hablar contra la violencia y ha escrito nueve libros para niños desde prisión en los que advierte a los menores contra los peligros de la vida callejera.

¿Se rehabilitó? Ya hemos visto que no ha pedido perdón a las familias de sus víctimas, de las que se mofó y a las que insultó. De lo que se ha arrepentido es de esto: "the atrocities which I and others committed against our race through gang violence". Esto es, de las atrocidades cometidas contra su raza. No de los asesinatos de un blanco y de tres chinos. De hecho, Tookie afirmó que había matado a Owen por ser blanco, y ya hemos dicho que se burló de los Yang llamándoles "cabezabudas".

Pero claro, El Mundo no nos puede decir que Tookie era un racista, porque n negro no puede ser racista. Veamos lo de los libros, según El Mundo:

Esos libros, entre los que se cuentan títulos como 'Blue Rage', 'Black Redemption', 'Tookie speaks out against gang violence' y 'Life in prision', le han valido una candidatura al Nobel de Literatura.

Los beneficios resultantes de las ventas han sido siempre donadas a organizaciones sin ánimo de lucro. Además el reo, de 51 años, había sido propuesto la semana pasada por sexta vez consecutiva para el Nobel de la Paz por su trabajo contra la violencia callejera.


O sea, que no sólo se arrepintió de sus crímenes, sino que evitaba que los niños cayeran en las garras de las bandas que él creó.Además, donaba los beneficios de las ventas. Un auténtico filántropo.

Claro, que... El Mundo no nos dice cuáles eran las ventas. Pero podemos saberlo: su best-seller, "Gangs and Violence", ha vendido nada más y nada menos que 330 copias. Otro de sus libros, "Gangs and Wanting to Belong", exactamente dos. Así que a lo mejor es muy generoso donando todos los beneficios de sus libros, pero no creo que den ni para pagar una beca de comida a un estudiante negro durante una semana.

Por otro lado, hay quien piensa que los libros no son una ayuda para evitar que un joven entre en una banda, sino todo lo contrario:

Se supone que los libros desaniman a los chicos a unirse a las bandas. Pero su efecto real es realzar la vida criminal. Todos los volúmenes están ilustrados con brillantes fotos de Williams en diversos poses de delincuente. Los libros también proporcionan guías para enseñar a los niños el vocabulario de las bandas ("homeboy", "mobbing", "set-ripping" y "gangbang", para empezar).

Si queréis una opinión distinta a la de El Mundo, podeis leer, por ejemplo, a Debra Saunders, que entre otras cosas dice esto:


La coautora de Williams, Barbara Becnel, dijo a Los Angeles Times, "Lo que representa Stan es la esperanza de que ellos, también, pueden cambiar. Tiene más valor para la sociedad vivo que muerto.

Error. Tiene más valor para la sociedad muerto. El mensaje de los Tookiéfilos es que puedes matar gente inocente y ser una estrella. Una ejecución dice que puedes matar gente inocente y pagar el precio.


Por cierto, ¿os habeis fijado en lo de "coautora"?. La verdad es que el candidato a Nobel de Literatura ni siquiera era capaz de escribir solo sus cuentecillos. Otra cosa que tampoco nos cuenta El Mundo.

Otro que opina lo mismo que Debra, en un portal para negros:


De nuevo, los ricos y famosos dicen a los ciudadanos cumplidores de la ley y trabajadores que el ejemplo que ofrecen es inadecuado para salvar a sus comunidades; los modelos de competencia, creatividad y virtud que están viviendo en estos barrios son simplemente insuficientes.No importa que cientos de jóvenes encuentren la fuerza de caracter (la esperanza) para resistirse a la vida de las bandas. No importa que muchas de esas mismas estrellas hayan encontrado la fuerza para salir de las calles duras. Todo eso no significa nada comparado con las palabras y el ejemplo de Tookie Williams.

El domingo 13 de Noviembre, una semana antes de la manifestación "Salvad a Tooie" en San Quintín, el adolescente de catorce años Willian Cox y un amigo asistían a un canaval en su barrio cuando les disparó un hombre que les confundió con miembros de una banda rival. Cox, que no estaba en ninguna banda, fue herido en el pecho y murió en el acto. ¡Esta es la maldad que ha causado Stanley Williams!

Por supuesto Snoop y Danny glover no harán una manifestación por William Cox. Su muerte paso desapercibida para los comisarios holliwoodienses de la compasión. Estaban demasiado ocupados tratando de salvar la vida de un asesino despiadado para notar que otra vida joven extinguida por por la violencia de las bandas. Esto dice todo lo que necesitas saber acerca de la corrupta visión que la izquierda de Hollywood tiene de América.

Y este post dice, si no todo, si un poquito de lo que necesitas saber acerca de la corrupta visión que los periodistas españoles en general y El Mundo en particular, tienen acerca de los delincuentes, las víctimas y la justicia.

En fin, por terminar con una nota de humor, podeis leer este post de Iowahawk, en el que cuenta el cuento del patito Tookie.

Gallizo pide opciones

Gallizo dice que le sobran presos, que la culpa de que haya tantos la tiene el PP y que hay que buscar opciones alternativas. A ella, como es limitadita, sólo se le ocurren los trabajos sociales.

Pero yo, en mi afán de servir al Estado y a la Alianza de Civilizaciones, le propongo otras:

- Cortar una mano a los ladrones.
- Latigazos. Beber alcohol o ser adúltero todavía no está prohibido, así que habría que pensar a qué delitos se le aplica esta pena.
- Ahorcar a los violadores. De paso, si se tercia, también a las violadas, por dejarse. O a los homosexuales.

Creo que con estas opciones, además de resolver el problema de Gallizo, avanzaríamos enormemente en la comprensión de la civilización musulmana.

Farruquito es un asesino

Ya ha salido la sentencia de Farruquito: dos penas de ocho meses de cárcel, que en la práctica significa que no va a pisar una prisión ni cinco minutos.

Ya dije en otro post lo que pienso de los "artistas" que han defendido a Farruquito. Si cualquiera de nosotros se salta un paso de cebra y le rompe una rodilla al bailarín, todos esos pedirían una sentencia ejemplar. Pero para Alejandro Sanz, Rossy de Palma y demás "intelectuales" la vida de un pobre hombre anónimo no tiene importancia comparada con el "arte" de Farruquito.

Eso era de esperar, dados los criterios morales por los que se rige habitualmente esta gentuza. Lo que no es tan lógico es que el sistema que debería defender al débil, se ponga de parte del poderoso. Y aquí el débil es el payo (y su viuda) y el poderoso el gitano.

Una sugerencia para la DGT: en lugar de Charles Manson, si en su publicidad quieren incluir la imagen de un asesino real, pongan a Farruquito.

Es muy triste tener que aguantar que Farruquito pueda conducir sin respetar ni una sola norma, matando a una persona (que sepamos), y todo eso no tenga para él consecuencias negativas relevantes, y encima el Director General de Tráfico nos insulte a los que le pagamos el sueldo con nuestros impuestos, a los que pagamos un seguro, nos sacamos el carnet en una autoescuela y circulamos respetando las normas.

Superfiscal Anti-incendios

El Fiscal General del Estado anuncia la creación de un Superfiscal Anti-incendios.

El Presidente del Colegio de Enfermería defiende la creación de la Superenfermera Anti-Incendios.

El Presidente de la Asociación de Jóvenes Agricultores defiende la creación del SuperAgricultor Anti-Incendios.

Atención, pregunta: ¿cuál de estas tres propuestas es más absurda? ¿cuál evitaría más incendios?

El juez Pedro Martín absuelve al agresor de cuatro niñas

Ya se conoce la sentencia del caso del profesor de kárate que abusó de cuatro niñas: absuelto por falta de pruebas concluyentes.

En la sentencia, el juez dice que las niñas no coincidieron en determinar el momento en que supuestamente se realizaron los abusos. ¿Acaso el señor juez Pedro Martín esperaba que unas niñas que tenían entre 7 y 11 años cuando ocurrieron los hechos pudieran determinar con precisión tres o cuatro años más tarde el momento en que se realizaron los abusos? Si hubieran declarado tranquilas y sin presión ya hubiera sido difícil, pero hay que recordar que el señor juez Pedro Martín les obligó a declarar delante de su agresor. ¿Esperaba el juez que en esas condiciones las niñas hicieran una declaración escrupulosamente exacta en los detalles?

El señor juez Pedro Martín dice que duda del testimonio de las niñas porque sus padres no se enteraron, pero cualquier imbécil con un poco de información sabe que la generalidad de los niños que sufren abusos lo oculta, porque el abusador se encarga de utilizar para ello su superioridad.

También le hace dudar al juez el hecho de que las niñas terminaran el curso sin problemas. El señor juez Pedro Martín a lo mejor no sabe que en primaria todos los niños pasan de curso automáticamente, sin problemas, aunque no hayan aduirido ni un solo conocimiento ni habilidad de los requeridos, así que es imposible que termianran el curso con problemas.

Por supuesto, el que una de las niñas sufriera una crisis nerviosa por tener que declarar ante su agresor, y que los psicólogos recomendaran que lo hiciera po videoconferencia, no significa para el señor juez Pedro Martín nada en absoluto.

Tampoco es relevante que tres de las niñas fueran a un colegio y la cuarta a otro, y que ésta no conociera a las otras. Dio la casualidad de que todas se inventaron los abusos a la vez y dio la csualidad que acusaron al mismo profesor.

Curiosamente, el que una testigo de la defensa mencione que el acusado tuvo problemas en otro caso de pederastia no le hace dudar al señor juez Pedro Martín acerca de la posibilidad de que el agresor lo fuera tambièn en este caso.

El señor juez Pedro Martín ha encotrado una explicación para la acusación de la más pequeña (la que le acusaba de delitos más graves): según dicen los psicólogos, tenía celos de su hermano pequeño. Acabáramos: las niñas que tienen celos de un hermano pequeño los externalizan acusando a sus profesores de abusos sexuales.

Dice el señor juez Pedro Martín que no hay pruebas concluyentes de los abusos. Probablemente, si el señor juez Pedro Martín hubiera visto con sus propios ojos al acusado meter mano a una de las niñas, lo hubiera interpretado como un simpático gesto cariñoso, demostrativo de la inocencia del acusado.

Como decía en mi otro post sobre el caso, el señor juez Pedro Martín empatiza con el agresor y no lo hace con las niñas agredidas. No sé si será porque no puede ponerse en el lugar de las niñas. En cualquier caso, no conoce muchas niñas de 8 o 9 años, o las que conoce son muy raritas, porque en general no están en edad de inventarse abusos sexuales.

En resumen, una injusticia de un juez notorio por dejar en libertad a un violador y homicida frustrado, por "un error informático", y pedir después su excarcelación porque la sentencia (de 26 años) no era firme.

Eso sí, si alguno de los padres actúa como yo lo haría en ese caso, o como lo hizo esta madre, nos echaremos las manos a la cabeza.

Conde Pumpido es un mentiroso

Ahora dice el Fiscal General del Estado que no actuó contra el PCTV porque estaba muy ocupado con Aukera Guztiak. Mentira. La Fiscalía impugnó la candidatura de Aukera Guztiak el 23 de Marzo, y el Tribunal Constitucional resolvió definitivamente el 1 de Abril. Hasta las elecciones, que fueron el 17 de abril, el Fiscal tuvo 16 días para actuar, una vez resuelto el problema de Aukera Guztiak, y no hizo nada.

Peor todavía: la candidatura de AG se impugnó porque 1.000 de los 27.000 avalistas (4 de cada 100) habían tenido relación con ETA o Batasuna, y porque AG no condenó la violencia de ETA. A Cándido le bastó esto para impugnar la candidatura, y al Tribunal Constitucional para aceptar como válida esta impugnación.

Sorprendentemente, el que 30 de cada 100 apoderados del PCTV lo fuera también de Batasuna, y que el PCTV se niegue a condenar la violencia de ETA no es motivo para ilegalizar a este partido.

A los jueces no se les critica

Hola soy un guez saque mis oposiciones y aora ago sentenzias y escribo lo que me da la gana y tu lo acatas o te cagas polaspataspabajo y mi profe dezia que no savia escribir y era un mamon y me ténia mania y aora soy juez y escribo sentenzias con frases largas y nadie me dize que no se escrivir y me pone un zero.
Un párrafo, 13 faltas de ortografía. En la sintaxis, como dice Daniel, mejor ni entrar. Lo que revela este párrafo acerca de los procesos mentales de este juez, aterrador.

Justicia

Vía Little Green Footballs, me entero de la historia de Ulf Hjertström, un sueco que estuvo secuestrado 67 días en Irak, y que ha puesto precio a la cabeza de sus secuestradores.

Esto es lo que cuentan en el blog sueco Stambord:

Hjertström, un broker de petróleo cuya carrera le llevó a Irak hace 25 años, no disimula la decisión de vengarse de sus secuestradores. "He vivido [en Irak] mucho tiempo. Así es como se hacen las cosas allí. No es nada nuevo para mí," dice.

Muchos en Suecia han expresado horror y consternación ante la solución ojo-por-ojo de Hjertström. Pero el valeroso pensionista sostiene que la venganza no es su motivo principal. "Simplemente quiero que la gente de Bagdad se sienta segura en la calle."

No entiendo a los suecos. Es evidente que el respeto a todas las culturas que predican los progres nos obliga a reconocer que este hombre ha hecho lo correcto. Un occidental que vive en un país lejano con una cultura diferente a la suya, y que respeta sus valores tradicionales en lugar de imponer su visión cerrada del mundo sólo puede merecer elogios.

Y si nos quitamos el gorro de progres y pensamos con sentido común, yo creo que también su venganza es inobjetable. Primero, porque es eficaz (ya han cazado a dos de los secuestradores). Y cuando de lo que se trata es de los derechos de unos secuestradores y potenciales asesinos o de la vida de ciudadanos honrados que intentan reconstruir un país y llevar una vida normal, yo no tengo dudas.

Seguro que es más eficaz esto para evitar la tentación a futuros secuestradores que una temporada en una cárcel gestionada por americanos. Incluso aunque la cárcel sea Abu Ghraib. MIrad si no cómo dice Amnistía Internacional que trataban estos angelitos a sus prisioneros. Casi lo mismo.

Y conviene recordar aquí también el caso de Luis Olarra, un empresario vasco que, cuando ETA le pidió el impuesto revolucionario, les hizo llegar la siguiente respuesta: "tengo el dinero que me habéis pedido en Marsella. Si me pasa algo, ese dineero pagará mi venganza." ETA no le tocó un pelo.

Yo creo que es la respuesta correcta. Pagar es contribuir a que otros sufran lo mismo o algo peor. Huir es dejarles el campo libre. ¿En qué cosa puedes gastar tu dinero que sea mejor que en conseguir que unos indeseables que te han amenazado de muerte dejen de contaminar la Tierra?

Los Intocables

Los jueces dicen que no se puede criticar a los jueces. A ver si se enteran estos prepotentes pagados de sí mismos que son nuestros empleados. Y como les pagamos el sueldo con nuestros impuestos, tenemos derecho a decir de ellos lo que queramos, con el único límite que marca el código penal para el derecho al honor.

Así que si alguna de las críticas que se han hecho al trío de irresponsables que ha proferido la sentencia de Jarrai-Segi-Haika incurre en delito, que lo denuncien, que para eso son expertos. Y si no, un poco de humildad y a tragarse las críticas como todo hijo de vecino.

Y además, tengo todo el derecho a pensar (y a escribir) que si Ollero no es un corrupto, ha hecho todo lo posible para que las personas normales lo creamos. Y que si Pedraz hubiera sido nombrado magistrado por el cuarto turno a propuesta de Batasuna no hubiera actuado de manera diferente a como lo ha hecho en este juicio y en el caso De Juana Chaos.

Injusticia

Un profesor de kárate abusa de unas niñas. Niñas de entre 8 y 11 años, no adolescentes de 15 o 17. Las niñas vencen su miedo y le denuncian. Declaran ante los peritos, que graban su declaración en un video.

Dos años después, se celebra el juicio. El juez decide que, como se solicita una pena muy grave para el acusado, es imprescindible que las niñas vuelvan a declarar delante del acusado, sin siquiera una mampara de separación. La niña más pequeña, que tiene ahora 11 años, se derrumba ante la obligación de declarar delante de su agresor y sufre una crisis nerviosa.

Este juez fue investigado por el CGPJ por dejar en libertad a un violador de dos mujeres, homicida frustrado de una de ellas. El CGPJ descubrió que todo se debía a un "error informático" y que los jueces no tenían culpa de nada. Cuando fue condenado a 26 años, el juez Pedro Martín se opuso al ingreso en prisión del criminal, porque la sentencia no era firme.

Estos son los hechos.

Mi valoración:

  • 30 años para el que agrede sexualmente a niñas no es una pena grave. Ni siquiera justa. La castración seguida de cadena perpetua es la única pena que puede impedir que este criminal vuelva a actuar. Pero no creo que fuera suficiente para pagar el mal que ha hecho.

  • El juez prefiere garantizar los derechos del criminal, sin importarle lo que puedan sufrir unas niñas de tan pocos años, que ya han sido agredidas de una manera demasiado horrible para su edad. No sé cuántas sesiones de psicólogo, cuántas pesadillas, cuantos terrores le costará a esta pobre niña el afán del juez por defender a su agresor. Al juez no le importa. El juez no se fía de la niña. El juez elige creer al criminal.
    El juez podría haber utilizado la declaración que se hizo ante peritos, de manera controlada, y que está grabada, pero prefiere no hacerlo. El juez prefiere que la niña sufra, antes que relajar ni un milímetro todas las posibilidades que nuestro derecho le ofrece al criminal.
  • ¿El juez Pedro Martín actúa a favor de los criminales por un principio de "in dubio pro reo" llevado al extremo o porque empatiza con el agresor y no puede hacerlo con sus víctimas? ¿Si el juez Pedro Martín fuera sodomizado por una pandilla de maleantes en contra de su voluntad (líbreme Dios de decir que yo desee tal cosa) exigiría para sus agresores el mismo trato escrupuloso que concede a los criminales que comparecen ante él?

    Si el juez Pedro Martín prefiere actuar como abogado defensor de los violadores a actuar como juez, ¿por qué no deja su cargo y se dedica a la abogacía?

    Vergüenza ajena (III)

    En la edición de papel de El Mundo, no en la digital, al tratar el juicio del asesino de la baraja mencionan que éste ha declarado cubierto con una gorra, y que se ha negado a quitársela aunque se lo ha pedido el juez.

    Estaba claro que lo del asesino de Sandra Palo iba a sentar precedente: a partir de ahora, cualquiera puede asistir a un juicio vestido de lagarterana y con unas gafas a lo Groucho Marx en la cara. Especialmente, si es el acusado.

    Como siempre, los jueces están más que dispuestos a reconocer todos los derechos de los asesinos, hasta el derecho inexistente a ocultar su rostro en el juicio.

    El estado provee psicólogos, asistentes sociales, profesionales sanitario y todos los medios necesarios para asegurarse de que los canallas que mataron a Sandra vivan lo mejor posible. Pero no tiene medios para ocuparse de los padres de la víctima.

    Si un animal mata a un hombre delante de su hijo de dos años y medio, y el niño tiene que recibir asistencia psicológica, pues es problema del niño. Eso sí, garanticemos que el animal que ha hecho una barbaridad semejante no pasa por el trauma de tener que mostrar su rostro en el juicio. Y si tiene que ir a la cárcel, procuremos que no sea traumático, que pueda trabajar, ver la tele, estudiar, recibir visitas, que tenga comida caliente controlada por un dietista y, sobre todo, que pueda salir lo antes posible convertido en un ciudadano completamente reinsertado.

    Vivimos en el mundo al revés. Pero algún día, alguien cometerá una locura, y se asegurará de que el asesino de un ser querido paga con su vida lo que hizo. Y entonces nos lamentaremos, y nos preguntaremos cómo ha podido pasar.

    Jaleando a un asesino

    Admito que en esto tengo una implicación emocional, por lo que os contaré más adelante, pero no puedo evitar pensar que todos estos son unos hijos de puta:

    habituales del mundo rosa como Silvia Pantoja, Blanca Romero o Raquel Bollo; músicos como Enrique de Melchor, Paco Ortega, el productor Javier Limón, El Fary, Álex de la Nuez, Enrique de Melchor, los Ketama (sin Josemi), comunicadores como El loco de la colina, y actores como Raúl Sénder, Rossy de Palma y Eloy Azorín. Del mundo del baile sólo destacó El Güito. También fue significativa la presencia de Pilar Heredia, la primera mujer gitana candidata al Congreso de los Diputados. «Vamos a ser solidarios —decía—. No hay que lapidar a este hombre, que merece una segunda oportunidad porque está arrepentido».

    Seguro que está arrepentido. Por eso intentó eliminar las pruebas con ayuda de un policía conocido. Por eso cuando le pillaron intentó culpar a su hermano menor de edad. Por eso ha dedicado parte de la pasta gansa que gana contorsionándose y golpeando el suelo con sus tacones a ayudar a la viuda del hombre que mató, y que no quedó en una situación económica muy boyante.

    Rossy de Palma, freak conocida por su deformidad facial, y a la que hay gente que respeta sólo porque tuvo la suerte de ser descubierta por Almodóvar antes que por Javier Cárdenas, y que se ha distinguido por considerar que el terrorismo es un accidente de la vida y un azar, dice:

    «Farruquito también se murió ese día.

    Pues no. Está vivito y coleando, salvo que ese tío de la melena que da saltitos por los escenarios sea un fantasma. El que está muerto es la persona que él mató. Tal vez si hubiera atropellado a alquien de su familia esta intelectual sabría ver la diferencia.
    No lo va a poder olvidar nunca»

    Ojalá. Si es verdad que pasa unos añitos en la cárcel a lo mejor no lo olvida, y así no vuelve a matar a nadie. Pero si consigue irse de rositas, y encima hay imbéciles que le dan ánimos "por todo lo que ha sufrido", a lo mejor volvemos a tener otro atropellado.
    «Adoro su arte desde hace muchos años —añadía la actriz—, es un bailarín extraordinario y hay que saber separar las cosas.

    Me parece estupendo. Puede ser excelente que haga funciones para el resto de presidiarios de su cárcel, así no tienen que salir para ir al Forum a reinsertarse.
    Él no salió esa noche a matar a nadie.

    Salió con un coche de gran potencia, sin carnet, sin seguro, conduciendo por ciudad a más de 90 km. por hora y saltándose todos los semáforos en rojo. O es un profundo deficiente mental o debía saber las posibles consecuencias. Y sí, ya sé que técnicamente es un homicidio por imprudencia temeraria y no un asesinato, porque no actuó con el objetivo de matar a nadie en concreto. Pero sabía que actuando así podía matar a alguien y sin embargo lo hizo, y cuando supo que había matado sólo le importó cubrirse sus espaldas.
    El público que le abucheó el otro día en Las Ventas estaba equivocado, pero hay que entender que las masas funcionan así»

    Claro que sí, tú eres más lista que nadie, por eso no se te ocurre que esas personas prefieren ponerse en el lugar de la víctima y de su viuda que en el del asesino.

    Por cierto, otro hijo de puta a añadir a la lista de arriba es Alejandro Sanz, que piensa que copiarle un CD es un delito, pero sube a su escenario a un asesino.

    Y ahora la historia personal. Hace dos años, al salir una noche de un restaurante, cruzaba por un semáforo llevando en la sillita a mi hija de 1 año. De repente, un coche (BMW serie 5, ¿os suena?) se nos echó encima y nos atropelló, dándose a la fuga. Afortunadamente, mi hija iba bien atada en la sillita y sólo tuvo heridas superficiales, y yo algunas contusiones y una herida en la cabeza que se cerró con unas cuantas grapas.

    Desgraciadamente, aunque la policía identificó el modelo del coche por unas piezas que quedaron rotas, nunca pudieron detener al hijo de puta. Los testigos no pudieron coger ningún dato de la matrícula, aunque sí coincidieron en que el coche iba a toda velocidad, y que ya se había saltado otro semáforo antes. Según dijeron, iba conducido por un chico joven, moreno.

    Yo puedo entender que alguien conduzca a más velocidad de la permitida, incluso que se salte un semáforo. Pero si atropellas a alguien y tienes un mínimo de humanidad, paras para ver si puedes ayudar. ¿Qué clase de animal es capaz de atropellar a un bebé en su sillita y seguir a toda velocidad sin saber si le ha matado?

    En fin, por eso en este caso me solidarizo plenamente con la viuda, y pienso que Farruquito donde debe estar es en la cárcel. E insisto, los famosos que van a solidarizarse con un asesino despreciando a su víctima no son más que un hatajo de hijos de puta.

    Política, ciencia, tecnología, la vida, el universo y todo lo demás.