Diarios de las Estrellas

Política, ciencia, tecnología, la vida, el universo y todo lo demás.

ATENCIÓN: A partir de ahora, las nuevas entradas de este blog están en
diariosdelasestrellas.com

Porque fui a Irak

Vía michellemalkin llego a este post en MySpace en el que Mark Daily, un alférez de 23 años, explica por qué se alistó para ir a Irak. Traduzco lo más importante:

Se ha dicho mucho sobre las intenciones de Estados Unidos al derrocar a Saddam Hussein y buscar el establecimiento de un nuevo estado basado en la representación política y los derechos individuales. Muchos han enmarcado el paradigma con el que interpretan el conflicto en explicaciones de una sola palabra como "petróleo" o "terrorismo", favoreciendo la que sirve mejor a sus convicciones políticas. Yo hice lo mismo, y cualquiera que me conociera antes de alistarme sabe que soy bastante consciente y a veces comparto los argumentos contra la guerra en Irak. Si crees que la única manera de que una persona se preste voluntario para esta guerra es por pura desesperación o por obediencia ciega, entonces considérame l aexcepción (aunque hay muchísimos como yo).

Me uní a la lucha porque pensé que muchos "humanistas" de hoy en día que pretenden tener una preocupación auténtica por los seres humanos de todo el mundo están en la práctica bastante satisfechos de permitir a sus compañeros "ciudadanos globales" sufrir bajo los aparatos de estado y condiciones más siniestros. Sus escusas solían ser mis escusas. Cuando me preguntaban por qué no debíamos enfrentarnos al partido Baath, a los talibanes o a otras tiranías en todo el mundo, mis respuestas aludían a vagas nociones de tolerancia cultural (obligar a las mujeres a llevar velo y permanecer en casa es una tradición cultural pintoresca), la santidad de la sobreanía nacional (¡qué dispuestos están los internacionalistas a levantar fornteras para defender dictaduras!) o incluso una sospecha sigilosa sobre las intenciones de Estados Unidos. Cuando todo lo demás fallaba, me retiraba al frágil ecosistema moral que años de vivir en paz y libertad me habían proporcionado. Rechazaba la guerra porque las víctimas civiles estaban garantizadas, o se establecerían alianzas temporales con fuerzas dudosas, o el combustible era tóxico para el medio ambiente. Mis compañeros "humanistas" y yo nos deleitábamos satisfechos con nuestra recta declaración de oposición a todas las campañas militares contra las dictaduras, felicitándonos mutuamente por rechazar el empañar el antes mencionado frágil ecosistema moral que muchos todavía acunan con toda la revolucionaria tenacidad de los miembros de Rage Against the Machine o Greenday.Otros señalaban al apoyo histórico de Estados Unidos a Saddam Hussein, viendo como hipócrita que ahora le vilipendiemos como a un matón y un tirano. Si nos explicaban que hicimos eso para guardarnos del fieramente islamista Irán, que fue correctamente identificado como la mayor amenaza de la época, girábamos los ojos y denunciábamos la hipocresía. Olvidando que Estados Unidos se alió con Stalin para derrotar a Hitler, aunque se le conforntó rápidamente, una vez que los nazis fueron destruidos. La alianza inicial con Saddam y otros actores regionales se identifica como el argumento definitivo contra la cruzada moral de Estados Unidos.

Y tal vez lo es. Tal vez la realidad de la política hace que toda la acción política sea inherentemente grosera e inmoral. O quizás son estas aventuras en la masturbación filosófica las que evitan que la gente incluso realice cualquier acción efectiva contra hombres como Saddam Hussein. Una cosa es segura, tan controvertida o confusa como mi decisión de alistarme pueda ser, pensad lo que las vigilias pacíficas contra el genocidio han conseguido últimamente. Pensad que hay soldados de 19 años del Medio Oeste que nunca han tocado el campus de una universidad o una manifestación que han hecho más por sostener la legitimidad universal del gobierno representativo y los derechos individuales colocándose ellos mismos entre las colas de votantes iraquíes y los fanáticos religiosos homicidas. Muchas veces no se trata tanto de cómo de limpias son tus acciones sino de cómo de puras son tus intenciones.

Así que por eso es por lo que me alisté. En el tiempo que te ha llevado leer esta explicación, gente inocente de tu edad ha sufrido bajo la aplastante desgracia de la tiranía. Todas las herramientas de avance filosófico y comunicación que usamos para desarrollar nuestras opiniones sobre esta guerra les son negadas a innumerables seres humanos en este planeta, muchos de los cuales viven bajo regímenes que han sido, en mi opinión, legítimamente identificados para su destrucción. Algunos han permitido que su resentimiento hacia el Presidente despertara aplausos para los contratiempos en Irak. Otros han desprestigiado irónicamente la guerra porque ha atado a nuestra fuerzas y les ha impedido confrontar los regímenes criminales de Sudán, Uganda y otros.

Yo simplemente decidí que le tiempo para las discusiones honestas sobre los oprimidos se había acabado, y me alisté.

Al digerir este post, por favor recuerda que el compromiso de Estados Unidos para derrocar a Saddam Hussein y sus hijos existía antes de la administración actual y existiría en las vidas de nuestros futuros hijos si no hubiéramos actuado. Por favor recuerda que los problemas que asolan Irak hoy comenzaron hace siglos y estaban hasta ahora retenidos por la más cruel de las cárceles. No olvides que los seres humanos tienen una responsabilidad hacia los otros y que los norteamericanos siempre tendrán una responsabilidad hacia los oprimidos. No desprecies las razones obvias para oponerse a la guerra pero no rebajes tampoco los aspectos morales. Ayudar a una población antes oprimida a convertir su destrozada sociedad en otra plural y democrática es peligroso y difícil, especialmente cuando estás siendo atacado y saboteado literalmente desde todas las direcciones. Así que si tienes algo que decirme después de leer esto, que al menos incluya "buena suerte".


Desgraciadamente, Mark no tuvo suerte, y murió en un ataque en Mosul junto a otros tres soldados. Muchos pensarán que es una muerte inútil más que añadir a la cuenta del imperialismo americano. Y sin embargo, los jóvenes como él o Jeffrey Starr, que están entregando la vida ahora en Irak para conseguir que otros seres humanos puedan vivir con libertad y dignidad, y que son plenamente conscientes del riesgo que corren (leed la carta que Jeffrey escribió a su novia), han tenido una vida más llena de sentido que la inmensa mayoría de sus contemporáneos. "Todo el mundo muere pero pocos consiguen hacerlo por algo tan importante como la libertad", decía Jeffrey en la carta a su novia.

Hubo un tiempo en el que los soldados de países libres morían por defender la democracia y la libertad, y eran considerados héroes. Cincuenta años después, no creo que hayamos ganado en sabiduría ni que hayamos mejorado nuestros criterios morales y éticos.

Regocijaos

Otro dictador ha muerto. Esta vez, para nuestra alegría y sobre todo para la de sus súbditos, fue derrocado y no murió en la cama. Sin duda, mucho más injusto que la pena de muerte para un genocida es que pueda apurar la copa de la tiranía hasta las heces.

Pero coincido con algún coblogger redlibealino y con los tertulianos de ayer noche en la COPE: la pena de muerte para Saddam es injusta. Y no lo digo porque esté en contra de la pena de muerte en este caso. Es porque la pena de muerte no es un castigo suficiente para un canalla como Saddam Hussein.

En "El sueño de Newton" Gregory Benford escribe sobre un infierno en el que los condenados mueren violentamente una y otra vez, sintiendo cada vez todo el tormento de la muerte.

El castigo justo sería gasearle con sarin, y después resucitarle para volverle a gasear. Así una y otra vez, hasta las decenas de miles de veces que él lo mandó hacer sobre los irakíes. Y después torturale miles de veces hasta la muerte, como él hizo. Y después torturar y fusilar a sus hijos delante de él, y delante de él violar y torturar a su mujer. Y fusilarle otras miles de veces. Y enterrarle vivo para que vuelva a morir horriblemente una y otra vez.

Desgraciadamente, no tenemos tecnología que nos permita resucitar a un condenado a muerte para volverle a ejecutar, así que debemos conformarnos con el castigo injusto de matarle una sola vez, y confiar en que el infierno exista, que se parezca al infierno de Benford, y que Saddam experimente allí todo el sufrimiento que él hizo padecer a otros.


Descansen en paz los cientos de miles de inocentes que Saddam hizo matar.

Pena de muerte para Saddam

Ahora que Saddam Hussein ha sido condenado a muerte, anda toda la progresía clamando contra la sentencia. "Es un horrible dictador, pero nadie merece la pena de muerte", dicen. No recuerdo tanto consenso contra la pena de muerte cuando Castro ejecutó a los últimos desgraciados que intentaban huir de la isla-cárcel. Como siempre sucede con la izquierda, aplican la moral de situaciones. Los actos no son buenos o malos en sí mismos, sino en función de quién los ejecute.

Pero vamos a ver, señores, ¿dónde están el multiculturalismo y el respeto al diferente? ¿Lapidar adúlteras es una tradición arraigada que no debemos criticar pero la pena de muerte debe ser eliminada según el criterio etnocentrista europeo? Curioso, pero me temo que perfectamente explicable. Y luego vendrán a darnos lecciones de ética y moral democrática.

Resulta que algunos creemos que hay criterios morales que están por encima de los valores culturales, aquí y en Kuala Lumpur. La ablación del clítoris es mala siempre. Sin excepción. La sumisión de la mujer, o la persecución del que profesa otra religión, son intolerables siempre. La persecución y muerte de homosexuales es repugnante en Cuba y en Irán.

Y la pena de muerte, en determinados casos, es la opción moral más aceptable en cualquier país del mundo. Hace tiempo escribí por aquí sobre las consideraciones prácticas y políticas de la pena de muerte, que la hacen preferible a la cadena perpetua. Quedó pendiente hablar de los criterios morales (que priman sobre los anteriores).

No creo que la pena de muerte sea legítima en todos los casos de asesinato. No todos los asesinatos deben ser castigados con la pena de muerte, porque para algunos asesinos sí cabe el arrepentimiento y la reinserción en la sociedad. En mi opinión, hay dos casos en los que la pena de muerte es la única opción legítima.

El primero es el de los sociópatas, los asesinos que disfrutan causando daño a sus víctimas. Son individuos que se colocan voluntariamente fuera de la sociedad, que no reconocen como semejantes al resto de seres humanos. Individuos que cometen crímenes especialmente horrendos, habitualmente contra víctimas mucho más débiles que ellos, como niños o mujeres.

Este tipo de criminal, al que no se puede considerar como miembro de nuestra sociedad, no merece otro trato que la eliminación, como hacemos con un perro rabioso o con una alimaña.

El segundo tipo de criminal que merece la muerte es el que actúa contra toda la sociedad, el criminal político. El proceso de Nuremberg fue innegablemente positivo para el establecimiento de la democracia en Alemania. Ejemplificó la absoluta intolerancia hacia los nazis, evitó que los condenados pudieran dedicar sus vidas a justificar sus crímenes y permitió dar por zanjado el pasado y reconstruir el país. EL milagro alemán hubiera sido sin duda mucho más difícil con decenas de jefes nazis vivos e impartiendo doctrina.

Con Saddam Hussein puede pasar algo similar, es decir, que su muerte sea positiva porque marque un antes y un después para sus nostálgicos y para los iraquíes que luchan por implantar una democracia.

De igual modo que para los tiranos, la pena de muerte sería aceptable para los asesinos que, fuera del poder, matan para imponer su modelo de sociedad. Cada vez más las amenazas a nuestra libertad van a provenir no de una declaración de guerra formal de otro país, sino de grupos que pretenden imponer sus ideas al resto utilizando el asesinato como método. Y en estos casos que ponen en jaque todo el sistema de derechos y libertades que disfrutamos, la pena de muerte está justificada si sirve, como en Nuremberg, para definir radicalmente qué es y qué no es tolerable.

Vidas paralelas, o perpendiculares

Mary Prophit y Susanne Osthoff son dos mujeres occidentales que han vivido en Irak. Mary es norteamericana y Susanne es alemana. Mary es oficial del ejército y Susanne antropóloga. Mary ha luchado con el ejército que invadió Irak y Susanne ha defendido a la resistencia iraquí.

Mary Prophit
Pero además, Mary ha colaborado en la entrega de material sanitario, escolar y de infraestructuras a miles de niños. Para hacerlo, no ha dudado en salir de su cuartel jugándose la vida y ha sufrido el ataque de los insurgentes mientras repartía comida o material junto a soldados iraquíes. Bajo el fuego enemigo, arrastró al menos a dos soldados iraquíes heridos lejos de un camión que explotó segundos después. Mary ha puesto en varias ocasiones literalmente el bienestar de los niños iraquíes por delante de su propia vida.

Susanne Osthoff
Susanne ha sido responsable de una ONG que enviaba ayuda del gobierno alemán a Irak, pero hay problemas para saber qué ha hecho exactamente con el dinero. Susanne era amiga del médico personal de Sadam Hussein. Fue secuestrada por rebeldes, y fue liberada después de que el gobierno alemán pagara un rescate de miles de dólares. A Susanne se le ha encontrado una buena parte de los billetes que sirvieron para pagar su rescate entre sus ropas. Es decir, Susanne fingió un secuestro para repartirse con los terroristas el dinero que pagó el gobierno alemán para rescatarla.

Mary es una señora, una soldado valiente y una mujer buena y honrada, de la que nunca sabremos nada por la prensa española. Susanne es una estafadora, una progre arquetípica a la que todos los medios dieron cobertura para contar su secuestro. Veremos cuantos de los que nos explicaban cómo Susanne ayudaba al pueblo iraquí nos hablan ahora de su iniquidad.

[NOTA] Si no lo habéis hecho, seguid el enlace en el que se cuenta la historia de Mary. Descubriréis algo sobre Gary Sinise, el protagonista de CSI New York.

Un héroe

Vía Michelle Malkin, he conocido la historia de la carta que Jeffrey Starr, un soldado americano de 22 años muerto en Irak, escribió a su novia. El New York Times utilizó el caso de Starr, y su carta, para manipular descaradamente y hacerlo aparecer como contrario a la guerra y a su participación en ella:

Another member of the 1/5, Cpl. Jeffrey B. Starr, rejected a $24,000 bonus to re-enlist. Corporal Starr believed strongly in the war, his father said, but was tired of the harsh life and nearness of death in Iraq. So he enrolled at Everett Community College near his parents' home in Snohomish, Wash., planning to study psychology after his enlistment ended in August.

But he died in a firefight in Ramadi on April 30 during his third tour in Iraq. He was 22.

Sifting through Corporal Starr's laptop computer after his death, his father found a letter to be delivered to the marine's girlfriend. ''I kind of predicted this,'' Corporal Starr wrote of his own death. ''A third time just seemed like I'm pushing my chances.''


Ahora Bush ha utilizado la carta de Starr en un discurso para explicar por qué los soldados americanos están en Irak. La carta la podeís leer aquí, junto a la historia de Starr. Es conmovedora, y no he podido evitar traducirla:
Queridísma Emmylyn, te escribo esto sólo por una razón. El 13 de Abril de 2004 pensé que iba a morir. Mi única pena era no haber pasado el tiempo suficiente contigo. Que no te había dicho todo lo que quería. Al estar en Irak por tercera vez, no quiero sentir eso de nuevo porque sería el peor sentimiento. Así que esta carta es por si acaso no vuelvo a tener la oportunidad de hablar contigo. Obviamente, si estás leyendo esto, he muerto en Irak. De algún modo lo predije -- por eso estoy escribiendo esto en Noviembre. Una tercera vez parecía como si estuviera forzando mi suerte. No lamento ir, todo el mundo muere pero pocos consiguen hacerlo por algo tan importante como la libertad.

Puede parecer confuso por qué estamos en Irak, pero no para mí. Estoy aquí para ayudar a esta gente, de manera que puedan vivir la vida que nosotros vivimos. No tener que procuparse por tiranos o dictadores viciosos. Hacer lo que quieran con sus vidas. Para mí eso es por lo que he muerto. Otros han muerto por mi libertad, ahora este es mi orgullo.

No quiero abandonarte, me veo a mí mismo casado contigo, formando una familia y haciéndonos viejos juntos. Desgraciadamente no experimentaré esas cosas. Sé que estás llorando, y siento decirlo pero me alegra tener a alguien tan hermosa y especial como tú que llore por mí. Sólo te pido que no llores mucho tiempo. Esto es lo que ha pasado y ya no se puede hacer nada. Nunca me olvides y recuerda que hay hombres buenos ahí fuera que te amarán tanto como yo lo hago. Encuentra al que te haga deliz, te lo mereces.

Bien, no puedo escribir eternamente, sé que quieres leer más pero pensé que sería más fácil si lo hacía simple y directo. Te quiero con todo mi corazón. Adiós, amor mío.


Bruce Willis en la estela de Schwarzenegger

Leo en el blog de Michelle Malkin que Bruce Willis quiere hacer una película sobre la guerra de Irak, en la que presentará a los soldados como héroes que luchan por la libertad y la democracia. Al parecer el guión podría basarse en el blog de Michael Yon, un ex boina verde que estuvo en Irak con el grupo Deuce Four (ignoro cómo se traduce esto) del primer batallón del 24 de Infantería, y que fue testigo directo de sus actos heroicos.

Estoy deseando que Willis haga esa película. Es capaz de producir más de una úlcera a nuestros cineastas, y a los críticos de cine, y a los periodistas en general...

No es un kamikaze, le han asesinado

A estas alturas, ya no sorprende la noticia de que la resistencia iraquí utilice a un niño para atentar contra la policía. Al fin y al cabo, ya lo hicieron con un deficiente mental. Si tienes dificultades para encontrar suicidas adultos y eres un asesino sin escrúpulos, no hay problema. Al fin y al cabo, no hay mucha diferencia entre poner el cinturón a un niño y lanzar un coche bomba contra un grupo de críos que rodean a unos soldados americanos a los que piden caramelos y regalos.

Es bueno que El Mundo, que en la noticia de Julio no usó la palabra terrorista, y sí insurgencia, haya incorporado a su vocabulario ya este término. A ver si no se les olvida quiénes son los que atentan en Iraq contra sus ciudadanos, contra su gobierno elegido democráticamente por primera vez en su historia, y contra los soldados de varios países que están trabajando para construir un país decente.

Pero también sería bueno que fueramos más prudentes a la hora de utilizar palabras como suicida o kamikaze. Los kamikazes sabían lo que hacían cuando lanzaban sus aviones contra los barcos americanos. Y un suicida lo es si decide matarse a sí mismo.

Un niño de diez o doce años al que le ponen un cinturón y le dicen "aprieta el botón cuando estés cerca del policía", no es ni suicida ni kamikaze. Es una víctima más de los terroristas.

Periodista, becaria o sectaria

Copio el primer párrafo de la redacción que ha hecho Olatz Arrieta para El Mundo (el de papel, que no es el mismo que el de bits) sobre el escándalo Petróleo por Alimentos.

El programa Petróleo por Alimentos de la ONU movió contratos por valor de 64.000 millones de dólares (unos 77.000 millones de euros), pero los investigadores, que buscan desde hace un año a quienes se dejaron comprar y están dirigidos por el estadounidense Paul Volcker, sólo han podido demostrar la culpabilidad de dos funcionarios corruptos y menos de un millón y medio de dólares (1,8 millones de euros) en sobornos.

Sólo este párrafo ya es una magnífica pieza que demuestra la calidad de la prensa tradicional, ésa que los pobres blogueros nunca tendremos, y que justifica por sí sola un Estatuto del Periodista.

Pero vamos por partes:

¿Es que esta señorita no sabe hacer una regla de tres? 64.000 millones de dólares no son 77.000 millones de euros, por la sencilla razón de que el Euro, desde 2002, siempre ha estado por encima del dólar. Así que empieza el artículo con dos errores (2) que podría comprobar cualquiera que sepa multiplicar (y sin calculadora).

Pero no tener las habilidades de manipulación numérica requeridas para aprobar cuarto de primaria no es obstáculo si se tienen las habilidades de manipulación informativa periodística necesarias. En lugar de informar, la señorita Olatz se encarga de dimensionar el problema. En lugar de explicar qué era el programa Petróleo Por Alimentos, y qué rango tenían los dos funcionarios corruptos, lo que dice en el primer párrafo es:

Con la cantidad de pasta que se manejaba, y sólo hubo dos picaruelos se llevaron un 0,003%.

Lo del 0,003% no lo dice así, probablemente porque no sabe calcularlo, pero esa es la idea central del párrafo: no es para tanto. Lo que la señorita Olatz no nos dice es que los 1,8 millones de dólares es el dinero que se ha podido demostrar que se embolsaron sólo Sevan y Yakovlev en sobornos de empresas. No es la cantidad total que ha producido el escándalo. Hoy hemos sabido que al menos la mitad de las empresas contratadas pagó sobornos. Y todavía no está incluído lo que Sadam pagó a sus marionetas para que defendieran la causa anti-guerra.

Pero si minimiza la cantidad estafada, cómo no va a hacerlo con el rango de los funcionarios implicados. Si sólo lees el primer párrafo, puedes pensar en el típico oficinista que se ha aprovechado de un descuido del jefe para llevarse unos folios y unos bolis para los niños.

Pero resulta que en otro párrafo dice que Yaklovlev trabajaba en la oficina de adjudicación de contratos de la ONU. Pues sí. Era nada menos que el responsable directo de la adjudicación de decenas de millones de dólares al año. Entre otras, era el responsable de la adjudicación del contrato a Cotecna, la empresa donde trabajaba el hijo de Kofi Annan.

Pero lo del otro funcionario es aún mejor. Benon Sevan era nada menos que el responsable del programa Petróleo por Alimentos. Técnicamente puede ser un funcionario, como el ministro Alonso es un funcionario, pero nunca he leído una noticia que empiece "El funcionario Alonso ha declarado..". Seguro que esta chica hubiera titulado lo de Roldán como "Mando de la Guardia Civil desaparece con algo de dinero".

Y para nota también lo de la "investigación dirigida por el estadounidense Paul Volcker". A ver si nos enteramos: el crimen se ha cometido en territorio americano, así que es lógico que el investigador sea americano. ¿O tal vez hubiera sido mejor un sueco incapaz de encontrar su propio culo ni usando las dos manos como Hans Blix?

Pero dejando clara desde el principio la estadounidez de Volcker, permite que leamos el resto de la noticia con el cristal de color "a ver que están tramando ahora los neocon de Bush para machacar a la ONU".

Así que ya sabéis, si queréis tener información veraz y fidedigna sobre el escándalo "Petróleo por Alimentos", podéis leer un medio serio y contrastado como el Mundo, con periodistas profesionales y editores que revisan la exactitud y el rigor de la información publicada, o fiaros de un indocumentado anónimo como Franco Alemán. O seguir los enlaces que proporciona FA en sus posts. O buscad vosotros mismos en Google.

O, ya puestos, leed vosotros mismos el informe sin necesidad de que una corresponsal escriba un especial para vuestro periódico favorito interpretando lo que ella cree que debéis saber.

Ideavirus

Acabo de leer The Tipping Point, de Malcolm Gladwell, un librito muy interesante que trata de cómo se extienden por la sociedad fenómenos como las modas juveniles.

Entre los principios que actúan en la sociedad explica que hay tres tipos de personas que son necesarias para generar un cambio: connectors, que son personas con una red de conocidos muy extensa, mavens, que son los que primero identifican una tendencia o adquieren una información que es interesante, y salesmen, que son los capaces de vender una idea.

En Unleashing the Ideavirus, llama a estos agentes del cambio sneezers, y aunque centra su libro en torno al marketing, la idea subyacente es la misma: es muy difícil imponer una idea desde el poder, incluso gastando millones en publicidad. Necesitas que la gente "se contagie" voluntariamente, que crea en el mensajero.

Probablemente si los estrategas (por llamarlos de alguna manera) del PP hubieran entendido esto, habrían sabido combatir la ideavirus del "no a la guerra". Es cierto que el "no a la guerra" tenía todos los elementos para triunfar: sneezers influyentes (sí, los bardem y compañía son influyentes para mucha gente), un mensaje fácil y pegajoso (era simple de entender y provocaba que los que adoptaban la idea se sintieran mejores personas), una estrategia de difusión del mensaje que obligaba a participar en la misma a los contagiados.

Pero también es cierto que si crece una idea tan letal para tus intereses como esa, no puedes hacer lo que hizo el PP: callar todo lo posible y limitarse a defender las ideas en un foro de élite (el Parlamento).

Ante el mismo problema, Blair mantenía debates a cualquier hora y con cualquier público, de manera que los partidarios de la intervención en Irak podían adoptar sus argumentos. Bush pudo contar con una opinión pública y una parte de la prensa capaz de identificar como solución válida la intervención militar, y de catalogar como lunáticos a los Moore y compañía.

El problema de la información sobre la guerra no era la desastrosa política de medios de comunicación de Aznar, como acostumbra a decir FJL, aunque también influyó. El problema es que la táctica del avestruz que adoptó el Gobierno de Aznar ya no sirve en el siglo XXI. La estrategia del PP funcionaba en los años 70, en los que los medios de comunicación P2P eran limitados, y el poderoso podía decidir qué era noticia. Pero no sirve en la era del email, de los blogs, de los móviles, de los SMS.

Microsoft lo ha entendido con el problema Linux. Cuando el movimiento a favor del pingüino se convirtió en una guerra contra Microsoft, los de Redmond respondieron (y siguen respondiendo) con todo el poder de su aparato de marketing: estudios de prestigiosos analistas independientes (pagados por Microsoft) que demostraban la superioridad de Windows, historias de clientes satisfechos que habían ahorrados millones de dólares y miles de horas de trabajo gracias a Windows, apoyo a cualquier cosa que pudiera hacer daño a Linux, miles de dólares en publicidad tradicional e incluso en publicidad on-line en sitios linuxeros en los que se animaba a comparar de manera justa los dos sistemas operativos... cualquier cosa menos dejar que por la red (y entre sus clientes) se extienda la idea de que hay otro sistema operativo que puede usarse en entornos corporativos.

El gobierno de Aznar podía haber ganado la batalla de la opinión pública, como lo hizo Bush, o al menos conseguir tablas como Blair.

Podía haber desarrollado una ideavirus alternativa: destacar que el objetivo era la libertad o la democracia para Irak, o simplemente optar por la idea conservadora de alinearse con los demócratasy civilizados destacando los elementos anti-sistema de los "no a la guerra". Haber dado cancha a represaliados kurdos o chiítas. Movilizar a sus cientos de miles de militantes para extender su idea. Utilizar la red, la publicidad tradicional, los debates en televisión, las tertulias, las entrevistas en la radio. Hacer que todo cargo del PP, aun al concejal del pueblo más remoto, hicera declaraciones defendiendo su idea. Seguramente no hubiera convencido a todos, pero el efecto dañino de los bardenes hubiera sido mucho menor.

En lugar de eso, enterró la cabeza debajo de la arena y esperó a que pasara el tiempo.

Y lo que ha pasado es que miles de jóvenes saben que el PP es un partido de fachas asesinos que son culpables de la muerte de miles de niños inocentes en Irak. Porque nunca han oído a nadie que les diga otra cosa.

Esta no es mi guerra

Eso es lo que dice alguno en los comentarios a mi post anterior, y en los de Madalenas de chocolate. Que es lo que se decía en el 11-M, eso de vuestra guerra, nuestros muertos.

Supongo que si estos hubieran sido franceses en 1942, habrían dicho que la guerra era una cosa entre ingleses y alemanes, y que Todo esto me recuerda al juego infantil de la “quema” en el que dos personas se lanzaban un balón con una multitud en el medio que esquivaba los balonazos. Los alemanes están en un lado, los ingleses en otro, y la ciudadanía (franceses, belgas, holandeses y luxemburgueses) trata de apartarse como puede…

Parece mentira que haya que repetir esto, pero me temo que no queda más remedio:

  • Nosotros no robamos petróleo a los árabes. Se lo compramos. Al precio que ellos marcan. Si en la mayor parte de los países árabes son pobres como ratas, no es porque les quitemos el petróleo, sino porque el dinero que pagamos se lo queda una minoría oligárquica.
  • Occidente se retiró de Oriente Medio y el norte de África después de la Segunda Guerra Mundial. Los árabes y norteafricanos crearon países con más o menos fundamento histórico, se dotaron a sí mismos de regímenes despóticos (sin excepción), y se dedicaron a amenazar y atacar a sus vecinos, preferentemente a los israelíes. Pero entre una derrota y otra con Israel han tenido tiempo de pelearse sirios y jordanos, palestinos y jordanos, sirios y libaneses, palestinos y libaneses, palestinos y sirios, iraquíes e iraníes, libios con todos los de alrededor... ya sabéis, la religión de la paz es así.
  • La falta de cultura y educación, la renuncia voluntaria al desarrollo tecnológico y científico, la corrupción sistemática, la implantación más o menos estricta de la sharia como cuerpo legal, la represión de cualquier pensamiento original o diferente, son los factores determinantes en la pobreza de los habitantes de estos países. Israel se creó en 1948 con muchos menos recursos que sus vecinos, en una tierra mucho más pobre y sin petróleo. Israel no ha dejado de progresar haciendo exactamente lo contrario que sus vecinos, que no han dejado de hundirse en la miseria.
  • Todos los que leeis este blog ya habeis hecho algo para merecer la muerte, a juicio de los islamistas. Por ejemplo, mirad este foro de musulmanes españoles en el que defienden los castigos físicos para la fornicación. Ojo, fornicación es también la relación entre dos solteros. Claro que ésa se castiga sólo con cien latigazos, y no con la lapidación, como sucede con los casados. Ya sabéis, si alguna vez has tenido relaciones con alguien que no fuera tu conyuge, mereces al menos cien latigazos.
    Como ejemplo de lo que es vivir en un país islámico, os copio un fragmento de una declaración de Libia ante el Comité de Derechos Humanos de la ONU:
    el Sr. Hafyana recuerda al Comité las diferencias culturales, religiosas y de otro tipo por las que una práctica tolerada en una sociedad pueda estar prohibida en otra cuyos valores sean diferentes. Por ejemplo, en la Jamahiriya Árabe Libia se reprime el consumo de alcohol porque está prohibido en el Corán. La pena aplicable son los azotes, pero la medida tiene esencialmente un carácter disuasivo: su objetivo es prevenir la reincidencia del interesado, por una parte, y el alcoholismo en la sociedad en general, por la otra. En caso de consumo de alcohol en público se debe aplicar la ley, pero el Sr. Hafyana aclara que la flagelación no es una pena tan cruel como parece.

    Multiculturalismo a tope. Hay que respetar todas las culturas, ya sabeis, lo dice el libio. Incluso cuando defienden la flagelación como castigo por beber alcohol. ¿Algunos de vosotros nunca ha probado ni una cervecita? Y estos son los musulmanes moderados. Imaginad lo que piensan los islamistas radicales.
  • Los atentados de Madrid y Londres no tienen como causa la guerra de Iraq. El 11-S es anterior a la guerra de Irak. De hecho, según los datos del Ministerio del Interior, desde 1993 y hasta la guerra de Iraq (2003) Al-Quaeda ha cometido 14 atentados con 619 muertos en total. Desde 2003, hay 14 atentados con 942 muertos (sin contar los de Londres). ¿Sólo los de Madrid y Londres se deben a la guerra de Iraq? ¿Y los anteriores? ¿Y el resto? ¿Cuando matan en Turquía (50 muertos en noviembre de 2004) es porque tienen motivos para atacar a los occidentales que les roban el petróleo y les condenan a la pobreza?

    En fin, supongo que habrá gente que prefiera seguir pensando que Bush=Hitler, Aznar Asesino, hay que comprender a los musulmanes humillados por occidente y que no ven otra salida que el terrorismo, la guerra no va conmigo porque es cosas de políticos y terroristas...

    Son los mismos que vivían bien en la Francia ocupada por los nazis, los mismos que decían que con Franco "se vive bien si no te metes en política", los que se acomodaron a las nuevas reglas de la Unión Soviética, los que pensaban en Argentina que lo de los montoneros y los militares no iba con ellos.

    Son todos aquéllos que en su escala de valores colocan un estómago lleno por delante de su libertad. Todos aquéllos que prefieren el "díalogo" y "la alianza entre civilizaciones" a la "sangre, sudor y lágrimas".

  • Justicia

    Vía Little Green Footballs, me entero de la historia de Ulf Hjertström, un sueco que estuvo secuestrado 67 días en Irak, y que ha puesto precio a la cabeza de sus secuestradores.

    Esto es lo que cuentan en el blog sueco Stambord:

    Hjertström, un broker de petróleo cuya carrera le llevó a Irak hace 25 años, no disimula la decisión de vengarse de sus secuestradores. "He vivido [en Irak] mucho tiempo. Así es como se hacen las cosas allí. No es nada nuevo para mí," dice.

    Muchos en Suecia han expresado horror y consternación ante la solución ojo-por-ojo de Hjertström. Pero el valeroso pensionista sostiene que la venganza no es su motivo principal. "Simplemente quiero que la gente de Bagdad se sienta segura en la calle."

    No entiendo a los suecos. Es evidente que el respeto a todas las culturas que predican los progres nos obliga a reconocer que este hombre ha hecho lo correcto. Un occidental que vive en un país lejano con una cultura diferente a la suya, y que respeta sus valores tradicionales en lugar de imponer su visión cerrada del mundo sólo puede merecer elogios.

    Y si nos quitamos el gorro de progres y pensamos con sentido común, yo creo que también su venganza es inobjetable. Primero, porque es eficaz (ya han cazado a dos de los secuestradores). Y cuando de lo que se trata es de los derechos de unos secuestradores y potenciales asesinos o de la vida de ciudadanos honrados que intentan reconstruir un país y llevar una vida normal, yo no tengo dudas.

    Seguro que es más eficaz esto para evitar la tentación a futuros secuestradores que una temporada en una cárcel gestionada por americanos. Incluso aunque la cárcel sea Abu Ghraib. MIrad si no cómo dice Amnistía Internacional que trataban estos angelitos a sus prisioneros. Casi lo mismo.

    Y conviene recordar aquí también el caso de Luis Olarra, un empresario vasco que, cuando ETA le pidió el impuesto revolucionario, les hizo llegar la siguiente respuesta: "tengo el dinero que me habéis pedido en Marsella. Si me pasa algo, ese dineero pagará mi venganza." ETA no le tocó un pelo.

    Yo creo que es la respuesta correcta. Pagar es contribuir a que otros sufran lo mismo o algo peor. Huir es dejarles el campo libre. ¿En qué cosa puedes gastar tu dinero que sea mejor que en conseguir que unos indeseables que te han amenazado de muerte dejen de contaminar la Tierra?

    Chirak, castigado por su oposición a la guerra de Irak

    Lo siento, es que no puedo evitarlo. Sí, ya sé que no tiene sentido, que aquí no se votaba nada relacionado con la guerra de Irak. Pero ya es casualidad que los defensores de la guerra contra Sadam hayan ganado elecciones a tutiplén y los que estaban en contra las pierdan todas.

    Quiero decir, los que estaban en contra y tienen democracia. Parece que en China, Cuba o los países árabes, esos países adalides del multilateralismo ONUense y defensores de la democracia y los derechos humanos, van a tener que esperar un poco para demostrar en las urnas el rechazo a la postura de sus gobiernos en la guerra de Irak. O cualquier otra postura. En fin.

    Y por cierto, si esto de atribuir a la guerra de Irak el resultado es absurdo, no lo es menos decir que ha triunfado el NO por razones de política interna, como hace nuestro sagaz Presidente.

    De todas formas, si quereis una opinión sensata sobre el referendum francés y sus consecuencias, podeis ver lo que piensa FC.

    Schröder sufre las consecuencias de Irak

    La falta de apoyo a la guerra de Irak empieza a pasar factura. De momento, el SPD de Schröder ha sufrido una derrota histórica en uno de sus feudos históricos. Después de las victorias de Howard, Bush y Blair, en los tres países que más tropas aportaron a la guerra de IraK, parece claro que la población pacifista y antimilitarista que estaba unánimemente en contra de la guerra vota a favor de los gobernantes que participaron en ella y contra los que se opusieron.

    Nota para los listillos: España no participó en la guerra, y además Aznar no se presentó. Y si los expertos analistas internacionales interpretaban el resultado de las elecciones británicas en clave iraquí (pronosticando con gran perspicacia el fracaso de Blair, algunos incluso después de que hubiera vencido con mayoría absoluta), yo puedo hacer lo mismo con las alemanas.

    Irak y las armas de destrucción masiva

    El New York Times publicó el día 13 una historia en la que un alto cargo iraquí aseguraba que en los días que siguieron a la caída de Bagdad se produjeron saqueos sistemáticos en las instalaciones de producción de armas de destrucción masiva.

    Para los adoctrinados: Sadam SÍ tenía armas de destrucción masiva. Decenas de miles de kurdos gaseados podrían atestiguarlo si no estuvieran muertos. La cuestión es si todavía las tenía o si tenía capacidad de producirlas en 2003. Los inspectores de la ONU no las encontraron, lo cual no es muy sorprendente dado que sus movimientos eran controlados por el régimen de Sadam Hussein.

    Pero el problema es ¿por qué no las han encontrado los americanos? Se encontraron numerosas máscaras antigás, y misiles capaces de actuar como vectores de cargas químicas o biológicas, pero no las armas en sí ni las plantas para fabricarlas.

    El artículo del NYT ofrece una respuesta: hubo un plan organizado para sacar todos los elementos de producción de armas. En Slate Christopher Hitchens critica a los que llaman a Bush mentiroso, a los inspectores de armas de la ONU y a la CIA por no asegurar a tiempo las plantas de producción de armas.

    Por supuesto, hay que tomar este tipo de noticias con prudencia. Pero no deja de resultarme curioso no haber leído nada sobre este asunto en ningún medio de comunicación español. ¿Por qué tengo la impresión de que si la noticia del NYT fueran las declaraciones de un alto cargo iraquí diciendo que Irak nunca tuvo armas de destrucción masiva esto sería portada de todos los medios?

    Tarek Aziz y Buttiglione

    Barcepundit se hace eco de las declaraciones de Buttiglione a favor de Tarik Aziz.

    No sé a los demás, pero a mí no me sorprenden. Por si no lo sabíais, Tarik Aziz es cristiano (Católico de un rito oriental fiel a Roma).

    De hecho, Tarek Aziz visitó al Papa días antes de la guerra de Irak, y su visita fue determinante en la posición del vaticano, contraria a la guerra.

    Así que Buttiglione, miembro de Comunión y Liberación, no hace más que defender a alguien en quien ve a un hermano en la fe.

    Lo que me llama la atención es que no vea a unos seres humanos en los centenares de miles de víctimas de Sadam Hussein y Tarek Aziz, aunque la mayoría fueran musulmanes. ¿O acaso no sabe Buttiglione que ese hombre dispuesto a explorar todas las posibilidades para evitar la guerra y evitar que su país tenga víctimas inocentes era ministro del Régimen que hizo esto?
    ¿Es que para él es más importante el hecho de que sea católico que el hecho de que sea cómplice de un genocidio?

    Y van 2

    Gracias a Charles Johnson, me entero de que Eason Jordan ha dimitido. Sí, el director de informativos de la CNN ha tenido que dimitir por la presión de los bloggers.

    Para los que no hayais seguido la historia, os la resumo:

    En Davos, Jordan dijo que los militares americanos habían disparado voluntariamente a periodistas. ("targeted"). Depués intentó rectificar, con declaraciones algo confusas, pero ya era tarde.

    Por supuesto, el asunto no trascendió al principio a los principales medios. De hecho, la primera intención fue negarlo, y decir que se le había malinterpretado. Pero la presión de los bloggers, y sobre todo la aparición de una grabación del evento, ha provocado su dimisión "para no dañar a la CNN".

    Después de lo de Dan Rather, esto. Ser una vaca sagrada del periodismo en Estados Unidos se está convirtiendo en una profesión de riesgo. O a lo mejor lo que se está extinguiendo es la patente de corso para "interpretar" la realidad y ofrecer como información lo que no es más que una visión sesgada del mundo.

    ¿Tendremos nuestros Dan Rather o Eason Jordan en España? Si los americanos nos llevan tres años (por decir algo) en esto de los blogs, ya sabéis, queridos compañeros agitadores: si perseveramos, en tres añitos podemos ver dimitido a nuestro periodista favorito. O tal vez no: ese respeto puritano por la verdad que tienen en los Estados Unidos, no sé yo si está tan desarrollado por aquí... pero siempre queda la esperanza.

    El tiro por la culata

    Ha sucedido en Irak: unos terroristas intentaron atacar el pueblo de Al Mudhiryiah, en el triángulo suní, como castigo por participar en las elecciones.
    Resulta que los habitantes del pueblo respondieron al ataque, mataron cinco terroristas, hirieron a ocho y quemaron sus coches.

    Lo siento por las 360 vírgenes que tienen que ocuparse de estos cinco mártires en el paraíso, pero me alegro por los habitantes del pueblo. A ver si los resistentes se lo piensan mejor la próxima vez.

    Libertad sin ira

    O "habla, pueblo, habla", o "Un pueblo es...". Al pensar en las elecciones de Irak no puedo evitar acordarme de nuestras primeras elecciones después de la dictadura.

    Yo no tenía edad de votar, pero en aquella época a los adolescentes sí nos interesaba la política. Recuerdo la ilusión, esas canciones supuestamente comprometidas y en el fondo ingenuas, las encuestas que nadie sabía hacer, los carteles de multitud de partidos que desaparecieron en cuestión de meses...

    Recuerdo también los atentados, las carreras de los universitarios y los grises (entonces vivía en la Plaza San Francisco, en la puerta de la Universidad de Zaragoza, y lo veía desde la ventana), los matones de Fuerza Nueva, a mis padres comentando con unos amigos que ETA posiblemente duraría cinco años (y recuerdo que me pareció mucho)...

    Y recuerdo a los agoreros: a los que decían que en España no podía haber una democracia, porque necesitábamos un gobierno fuerte para evitar que volviéramos a una guerra civil, y a los que decían que todo era un paripé de los franquistas para seguir mandando, y que hacía falta una ruptura con el pasado.

    Por eso me alegro de que Irak haya tomado el camino que nosotros empezamos a recorrer hace 30 años. Ellos tienen sus dificultades, les va a costar más que a nosotros, pero también salen de una dictadura mucho peor, y valorarán más su libertad.

    Los agoreros dicen que vendrá un gobierno islamista, y que los resistentes seguirán actuando, y que en cuanto se vayan los soldados americanos caerá el gobierno títere... pero dentro de unos meses los iraquíes volverán a las urnas a votar su constitución, y unos meses más tarde a votar a sus representantes y gobernantes, y cuatro años más tarde lo harán otra vez, y ya nadie podrá pararles.

    Enhorabuena, Irak

    Ayer Irak cayó de este lado de la línea que divide a las dictaduras de las democracias. Otros bloggers han comentado exhaustivamente las elecciones, incluyendo las imágenes de lo que ya se está convirtiendo en el símbolo de la libertad: el dedo manchado de tinta.
    Recordad que el jordano Zarqawi prometió matar a todos los infieles que se atrevieran a votar. Parece que va a tener trabajo.
    No puedo resistirme a enlazar esta noticia (vía instapundit): en Manchester, los irakíes corrieron a gorrazos a unos manifestantes que protestaban por las elecciones.

    ¿Por qué está esta gente que ni siquiera es de Irak protestando contra estas elecciones?

    Eso. ¿Por qué está esta gente que ni siquiera es de Irak protestando contra estas elecciones?

    Preguntas para estudiantes de periodismo

    Como estamos en época prenavideña y el deseo de hacer el bien me ha contagiado, regalo dos preguntas para que cualquier profesor de periodismo las pueda incluir en sus exámenes, y trabaje un poco menos:

    1. Los que mataron a los abogados laboralistas de Atocha en los momentos más difíciles de la transición española, eran:

    A. Fascistas
    B. Fachas
    C. Terroristas de extrema derecha

    y querían:

    A. Destruir el proceso democrático.
    B. Reventar el proceso democrático.


    2. Los que matan en Irak a tres responsables de organizar las primeras elecciones democráticas en decenios, son:

    A. Resistencia
    B. Rebeldes
    B. Luchadores por la libertad

    y quieren

    A. Liberar su país
    B. Defenderse de los americanos

    Un Irak libre

    En Cold Fury han agregado tres párrafos de bloggers iraquíes que opinan sobre la transferencia de poderes. No puedo resistirme a traducirlos.

    Dice Omar:


    Sólo puedo ver un camino brillante y creo que llegar al final merece el sacrificio y nunca nos desanimarán las imágenes oscuras que nos muestran las máquinas de propaganda malvadas.
    Para mí, no nos liberamos de una ocupación militar hoy, porque nunca consideré la presencia de la coalición como una ocupación incluso cuando todo el mundo me decía que estaba equivocado.
    Hoy hemos sido liberados para siempre del temor de que un hombre y su familia puedan controlar Iraq de nuevo.

    Un gran saludo para los hombres que decidieron asumir la responsabilidad de la seguridad de Iraq y su futuro.
    Necesitaban valor y fe para decidir trabajar por Iraq en este tiempo difícil. Que Dios les ayude a guiar este país con sabiduría hasta el día en que lleguen las elecciones.

    Es difícil apreciar los esfuerzos de todos los que nos ayudaron a obtener nuestra libertad y reconstruir nuestro país. Nunca los olvidaremos. Les mantendremos en nuestro corazón.
    Dios bendiga a Iraq y su gente.
    Dios bendiga a América y su gente.
    Dios bendiga a todas las fuerzas de la coalición que apoyaron la operación para la libertad de Iraq.
    Que Dios bendiga las almas de todos los que sacrificaron sus vidas para liberar Iraq.

    Dice Alaa:

    Ya venga la lluvia, ya venga la tempestad, ya descienda la niebla y la oscuridad, Nosotros Venceremos. El Diablo va a ser vencido de nuevo, como siempre, por la misma maldad de sus maquinaciones.

    Y el enemigo está desesperado, está golpeando a izquierda y derecha, decapitando, matando, asesinando; ciego con la ira de las bestias heridas. Y les hemnos visto, egipcios, sirios, palestinos, jordanos, nuestros "Hermanos", corriendo en nuestras calles, asesinando a nuestros hombres, mujeres y niños, y ¿para qué? ¿qué intentan conseguir? Y todos los hipócritas mentirosos, derramando lágrimas de cocodrilo por "la gente de Iraq", son ellos los que debería irse y callarse. Esta es la invasión y ocupación de la que nos gustaría librarnos.

    Pero nosotros venceremos; no tenemos ninguna duda. Esto, más que cualquier otra cosa, lo sé con cada fibra de mi ser. Alabado sea Alá, y gracias América.

    Dice Sam:

    Paul Bremer entregó los papeles oficiales al nuevo PM provisional iraquí, incluyendo una carta del presidente George W. Bush sobre la reanudación de las relaciones diplomáticas entre ambos países. Esto indica que los iraquíes están sin duda listos para asumir el mando.

    La entrega es una sorpresa para los enemigos del Iraq libre y democrático. Los terroristas podrían haber planeado un gran ataque el 30 de Junio de 2004. La entrega más temprana puede haber abortado esta acción.

    Buena suerte a Iraq y la gente civilizada, los amigos de Iraq.
    Dios bendiga a Iraq y América y sus amigos y aliados.

    Sin comentarios.

    Ser valiente

    Ayer oí al coreano Kim Sum Il suplicar, llorando, por su vida. No pude evitar acordarme del italiano Fabrizio Quattrocchi, que segundos antes de ser asesinado intentó quitarse la capucha y dijo: "Ahora veréis como muere un italiano".

    Uno, que de niño había oído que los italianos eran unos cobardes que salieron corriendo de la batalla de Guadalajara, y que no habían ganado una guerra nunca, no puede evitar comparar la muerte de una y otra persona.
    Pero la pregunta es ¿cómo reaccionaríamos cada uno de nosotros ante una situación así? ¿lloraríamos o mantendríamos la dignidad?

    Es imposible saberlo. No estamos entrenados para una situación absolutamente límite como esta. Me gustaría que si los míos me tuvieran que llorar en una situación así, al menos tuvieran el alivio de saber que los que me quitaron la vida no pudieron quitarme el honor. Pero no lo sé.

    Las Naciones Unidas son parte del problema, no la solución

    A nuestros nuevos líderes políticos se les ha llenado la boca con el unilateralismo de Bush y la necesidad de que las Naciones Unidas asumieran el control de la transición en Iraq. Aparte del hecho obvio de que a la segunda bomba salieron corriendo de Iraq, lo que les hace poco fiables en la situación actual, os dejo unos cuantos enlaces para valorar en su conjunto la inmensa labor que están haciendo las Naciones Unidas en favor de la paz y de los parias de la Tierra.

  • Petróleo por alimentos: lo que se suponía que era una vía para evitar que el pueblo iraquí sufriera las consecuencias del bloqueo impuesto tras la I Guerra del Golfo, para evitar que Sadam volviera a atacar a algún país vecino o a sus propios súbditos, se convirtió en un mecanismo para desviar millones de dólares a varios amigos de Sadam. Entre otros, están implicados el responsable del programa, Benon Sevan, y el propio hijo de Kofi Annan. En la lista de agraciados destacan, además de los funcionarios de la ONU, Francia, Alemania y Rusia. Seguramente es casual que estos países fueran los más favorables a mantener el bloqueo y el programa Petróleo por Alimentos. ¿Sangre por Petróleo? You bet.
  • Ambulancias para los terroristas. En Cisjordania y Gaza, los trabajadores de la ONU han estado proporcionando ayuda directa a los terroristas. En el vídeo que aparece en el enlace, grabado por un cámara de Reuters, se puede ver cómo en medio de una refriega con el ejército Israelí, varios terroristas suben con sus armas a una ambulancia de las Naciones Unidas que escapa con las luces encendidas. No es un hecho aislado, pero esta vez hay pruebas gráficas. Recordadlo la próxima vez que alguien os diga que los malvados israelíes impiden pasar a las ambulancias con enfermos palestinos.
  • En Sudán, las milicias árabes llamadas Jinjaweed están exterminando a los negros (cristianos y animistas) de Darfur. La ONU no ha movido un dedo para impedir el genocidio, siguiendo con la tradición de Rwanda, donde se ordenó a los cascos azules que no intervinieran para impedir las matanzas. No sólo eso: los trabajadores de otras organizaciones humanitarias, sospechan que el personal de la ONU se está llevando el dinero.
  • En Bosnia, los trabajadores de la ONU han sido acusados fomentar la prostitución. Llegan a usar los servicios sexuales de menores de edad, algunas de ellas niñas de sólo 11 años. El número de prostíbulos ha pasado de 18 a más de 200 desde que llegaron los cascos azules.
  • En Sierra Leona, Human Rights Watch elaboró un informe denunciando las frecuentes violaciones de mujeres por parte de los cascos azules.
  • En Somalia, los cascos azules canadienses y belgas hiceron cosas mucho peores, como encerrar a un niño en un contenedor hasta que murió de sed, por el delito de haber robado comida.

  • ¿Qué hace nuestro amigo Kofi ante todas estas aberraciones? Por supuesto, lo único que puede hacer: perseguir al que las denuncia. Y en manos de este sinvergüenza queremos poner el mundo.

    Atila y los iraquíes

    A pesar de su mala fama, en realidad Atila fue un hombre culto (hablaba y escribía latín y griego) y un buen estadista. ¿Y dónde consiguió el rey huno su cultura? Pues en Roma, dónde si no. Atila fue en su juventud un "rehén de lujo" de los romanos. En la última época del Imperio practicaban un intercambio de jóvenes nobles con los bárbaros que les rodeaban, para estrechar los "lazos de amistad y paz". Por supuesto, aprovechaban la estancia de los jóvenes bárbaros en la Metrópoli para romanizarlos, de modo que cuando volvieran a sus tierras, como líderes de sus pueblos, estuvieran "civilizados" y estuvieran más dispuestos a mantener alianzas con Roma que a la guerra y el pillaje.

    Algo semejante está detrás de las becas Erasmus, o de esto que comenta Omar, de Iraq the Model. Cuando uno ha visto cómo se vive en nuestra civilización, cosas como la Jihad, la Sharia o la sumisión de la mujer dejan de ser opciones apetecibles.

    Por cierto, el de los hermanos Alí, Omar y Mohammed es un blog de lo más recomendable si queréis tener la información de Iraq que nunca os contarán Tele5 y El País.

    Política, ciencia, tecnología, la vida, el universo y todo lo demás.