Diarios de las Estrellas

Política, ciencia, tecnología, la vida, el universo y todo lo demás.

ATENCIÓN: A partir de ahora, las nuevas entradas de este blog están en
diariosdelasestrellas.com

No votaré a Gallardón

En las últimas elecciones municipales, la campaña electoral sí me sirvió para cambiar el sentido de mi voto. Ya tenía decidido votar a Trini, cuando las gentes de la cultura, con Sabina de cabecilla, acusaron a Mendiluce de perjudicar al PSOE y favorecer a Aznar y me dije: "este es mi hombre". Así que le voté. Porque tenía claro que el que no perjudicaba al PSOE ni favorecía a Aznar era Gallardón.

Hasta la fecha, no me he arrepentido. Gallardón es tan socialista como Trini. Tal vez sea más eficaz, pero eso lo hace todavía peor. Puestos a tener un gobernante socialista, yo prefiero alguien como la Trujillo, cuyas escasas dotes limitan el daño que puede hacer desde su ministerio.

¿Que lo que dijo Gallardón del 11-M es infame? Pues sí. Gallardón se ha definido con este asunto: para él es más importante qué estrategia va a dar al PP más votos que buscar la verdad sobre el mayor atentado de la histoira en la ciudad de la que él es alcalde.

Pero esto no va a cambiar el sentido de mi voto. Yo ya tenía decidido no votarle. Ahora sólo me queda saber si votaré a los de la legalización de la marihuana, a los nacionalistas castellanos partidarios de la integración de Madrid en Castilla o a los panteras grises. O a Trini. Si tenemos que aguantar a un alcalde socialista, prefiero que sea mujer y atractiva. Y, con suerte, será menos eficaz que Galladón y podremos vivir un poco más tranquilos.

Comentarios


Puedes no ir a votar, como hice yo en las últimas elecciones gallegas a las que se presentaba el último reducto del franquismo.


Completamente de acuerdo contigo.
En las proximas municipales votaré al partido pro-legalizacion del cannabis.
Gallardon, Fraga y alguno mas son los ultimos reductos del franquismo en la derecha española.
(Aunque los mejores y mas gordos representantes del franquismo se encuentra en la izquierda, Polanco, Cebrian, de la Vega, Victor Manuel, Maragall....)

No entiendo esa obsesion con las siglas, Gallardon podra ir bajo la marca PP, pero en realidad sus politicas desdepilfarro de los dineros publicos, subida de impuestos, despotismo, etc le acercan a la izquierda totalitaria.
En fin...


Lo que hay que hacer es votar en blanco. Así hice yo en las anteriores municapales y autonómicas (supongo que irán juntas). Con un placer exquisito introduje mi voto a Esperanza Aguirre y un sobre vacío en la urna municipal. Ni fuí el único, ni espero serlo en la siguiente, si Ruiz Hula-hop sigue de candidato.


El pasado de la ilustrísima edil "trinity", completa con accesorios de cuero y delirios internacionalistas-mesiánicos, es ilustrativo respecto a su indigencia mental y confusión de roles.

Vino al mundo en casa de un juececito de los que opositaron y ascendieron brazo en alto en tiempos ominosos, mas el hombre, quizá por problemas articulares, tal vez por alguna degeneración muscular, dió en contraer brazo y dedos al compás de los inciertos eventos de la transición, deviniendo así progrejuez al servicio de la nueva mayoría que perpetró, casi 20 años ha, el asesinato de Montesquieu y de otros muchos prohombres de la democracia que apenas tuvieron ocasión de verse expuestos a las inclemencias de la política hispana.

La nena, benjamina mimada de caletre justito, paseó su esbelta figura por la facultad de Derecho de la UCM, logrando, gran mérito dado el género, obtener la licenciatura y, sobre todo, cazar a un pobrecillo empolloncete que se dejaba la vista en los libros y accedió al cuerpo diplomático tras finalizar estudios. Esto permitió a la delicada criaturita no preocuparse por su sustento, pues el funcionariete proveería.

Sin embargo el final del cuento no fue tan feliz, pues la convivencia en destinos lejanos del trópico tiende a poner de manifiesto los defectos y carencias de los forzados a una unión más estrecha de lo soportable para el común; la feliz pareja se separó y la criatura, una mano detrás y otra delante, regresó al domicilio paterno para consternación de un papá que ya creía haberse librado de toda la prole. A cambio no se sabe bién de qué, el eminente FG tomóla por secretaria personal y quí empezó su fulgurante carrera política; malas lenguas insinúan que entre sus tareas habíalas más innobles y más lesivas para las rótulas que las normalmente atribuídas al oficio. Papuchi tuvo ocasión de luchar denodadamente en los tribunales en favor de un trato privilegiado para el jefe de su nenita sin qune nadie pudiera/osara recusarle.

Y esa es la historia.


Resumiendo: una socialista de firmes convicciones progresistas, hecha a sí misma, alma del proletariado oprimido. Otro anuncio de detergente de la izquierda, con microperlitas. A comprar.


Yo también estuve tanteando la idea de votar a la Trini aunque acabé votándo por Gallardón. Ha sido la única vez que he votado a alguien en las municipales. Todas las otras veces voté en blanco. Y eso es lo que volveré a hacer en cuanto me den la ocasión.


Que traviesa la Trini con FG...


La Trini si no me falla la memoria era de Sevilla y por la fama que tenía tuvieron que meterla en política en Madrid...

Política, ciencia, tecnología, la vida, el universo y todo lo demás.