Diarios de las Estrellas

Política, ciencia, tecnología, la vida, el universo y todo lo demás.

ATENCIÓN: A partir de ahora, las nuevas entradas de este blog están en
diariosdelasestrellas.com

La mano que mece la huelga

Ha dicho De la Vega que "no cree que haya una mano que meza lodas las cunas de los conflictos laborales".

Se equivoca. Hay una mano, y es la de su jefe. Zapatero es el irresponsable que ha ido prometiendo lo imposible a todo el que se le ponía por delante, desde los trabajadores de Izar a los mineros de Asturias y León. Es el que cedió ante los primeros que decidieron actuar violentamente para exigir que el resto de los españoles asumiéramos el incremneto de costes que les supone el precio actual del petróleo, animando así a otros sectores a hacer lo mismo.

Cualquiera que haya educado a un niño, sabe que la naturaleza humana es así. Si le das a uno una chuche para que se calle cuando coge una rabieta, su hermano aprende que si quiere chuche tiene que tirarse al suelo a llorar. Y que si a un niño se le dice "si te portas bien mientras te pruebo la ropa, cuando salgamos de la tienda te compro una chuche", y al salir de la tienda uno olvida su promesa, el niño se encarga de recordarla ostentóreamente si hace falta.

Zapatero ha estado acutando como uno de esos padres irresponsables que ganan unos minutos de tranquilidad con promesas que no piensan cumplir, y que luego se encuentran con el berrinche del niño. Así que, señora Vicepresidenta, no sólo hay una mano que mece la cuna, sino que además está malcriando a la criatura.

Política, ciencia, tecnología, la vida, el universo y todo lo demás.