Diarios de las Estrellas

Política, ciencia, tecnología, la vida, el universo y todo lo demás.

ATENCIÓN: A partir de ahora, las nuevas entradas de este blog están en
diariosdelasestrellas.com

Deberes para hoy

Deberes obligatorios para hoy:

1. Leer la carta que una feligresa vasca ha dirigido desde Batiburrillo a Blázquez y Echenagusia:

A veces, pienso que si Jesús bajase del Cielo y se diese un paseo por las iglesias mal llamadas vascas, volvería a echar de su Templo a los que predican política y se niegan a celebrar Misas in memorian por los asesinados por ETA. Como lo hiciera con los mercaderes del Templo antes de Su martirio.

2. Leer la carta que Rosa María Alcaraz, madre de dos niñas asesinadas por ETA y hermana de José Alcaraz, dirige a Antonio Gala en Libertad Digital:

Dice el señor Gala sobre mi hermano: “No sé que pinta, ni en nombre de qué pinta lo que pinta”. Se lo diré yo. Desde siempre, su lista empieza por Ángel, Miriam y Esther, que son nuestros familiares. Y desde que asumió la presidencia de la AVT, ha ampliado sus esfuerzos, de manera pública, a todos aquellos que han sido asesinados, mutilados, y extorsionados. Con esta labor, mi hermano y todos los que estamos entregando nuestra vida a esta causa, jamás hemos reclamado venganza. Muy al contrario, trabajamos por lograr transformar la sangre derramada por las víctimas en un digno y justo cuadro que salvaguarde la memoria de las víctimas.

3. Escribir a tu párroco e informarle de que hasta que el presidente de la Conferencia Episcopal Española rectifique y pida perdón públicamente a las Víctimas del Terrorismo, no vas a volver a marcar en la Declaración de la Renta la casilla para destinar parte del dinero recaudado a la Iglesia Católica.

4. Escribir al director de El Mundo e informarle de que no vas a volver a comprar su periódico hasta que el señor Antonio Gala, que es la segunda vez que insulta a las víctimas del terrorismo después de una manifestación, deje de escribir en él.

Por si no tenéis tiempo o ganas para redactar, estas son mis cartas:

Querido Padre XXX:

He visto con sorpresa y escándalo cómo el presidente de la Conferencia Episcopal Española ha convocado en Bilbao un acto en defensa del diálogo con ETA, coincidiendo con el que habían convocado en Madrid diversas asociaciones de víctimas del terrorismo. No soy capaz de entender este acto, que en mi modesta opinión choca frontalmente no solo con la postura de la propia Conferencia Episcopal en los últimos años, sino también, y es mucho más grave, con la exigencia de caridad hacia los más débiles (las víctimas del terrorismo) que debería marcar cualquier acción de los católicos.

Desgraciadamente, como bien sabes, muchos sacerdotes en el País Vasco han interpretado el mensaje de Jesús en unas claves retorcidamente ideológicas. Así, donde debían predicar el catolicismo han predicado el nacionalismo. Donde debían haber puesto caridad hacia las víctimas de la violencia, no han tenido más que desprecio hacia los débiles y justificación para el pecado. Cuando debían denunciar con valor profético la opresión de los totalitarios, han preferido situarse en una equidistancia farisaica entre asesinos y asesinados.

Ahora, cuando más necesitamos que una autoridad moral como el Presidente de la Conferencia Episcopal Española denuncie el asalto a la dignidad humana que supone reconocer el asesinato como instrumento de acción política, veo con pesar que nuestro pastor predica el entendimiento con los lobos. Jesucristo pidió a sus pastores que protegieran a sus rebaños de los lobos, no que animaran a las ovejas a reconciliarse con los lobos cada vez que una era devorada.

El Presidente de la Conferencia Episcopal, con el acto del sábado, se ha apartado voluntariamente de ese papel de pastor protector de sus ovejas. No soy quien para juzgarle. Pero sí debo decirte que, en conciencia, no puedo colaborar con él. Por este motivo, y hasta que monseñor Blázquez no rectifique y pida perdón públicamente a las víctimas del terrorismo, no volveré a entregarle mi dinero para que lo administre como responsable de la Iglesia en España. En concreto, no volveré a especificar en la declaración de la renta que deseo que parte del dinero recaudado se destine al sostenimiento de la Iglesia Católica.

Atentamente,

Y para el director de El Mundo:

Estimado Señor Director:

Es la segunda vez que su columnista Antonio Gala, tras una manifestación contra la política antiterrorista del gobierno, se dedica a insultar a las víctimas. Entiendo que su periódico es un medio plural, donde caben todas las opiniones. Pero el insulto al presidente de la Asociación de Víctimas del Terrorismo no es una opinión, sino un acto ruin y miserable.

Es usted libre de elegir a sus colaboradores. Pero quiero que sepa que, mientras el señor Antonio Gala siga escribiendo en su periódico, yo no volveré a comprarlo.

Atentamente,

En las cartas al Director de El Mundo, si queréis que sean publicadas, debéis poner el nombre y apellidos y el DNI.


Política, ciencia, tecnología, la vida, el universo y todo lo demás.