Diarios de las Estrellas

Política, ciencia, tecnología, la vida, el universo y todo lo demás.

ATENCIÓN: A partir de ahora, las nuevas entradas de este blog están en
diariosdelasestrellas.com

Cristianos por el socialismo

No, no me refiero a un grupúsculo de irreductibles nostálgicos del socialismo real empeñados en encontrar la cuadratura del círculo.

Me refiero a los socialistas y afines (véase Gabilondo) que, previa declaración de fe cristiana, le dicen a la Iglesia Católica que está vendida al PP y que debe volver al camino recto del Evangelio, y que han surgido como setas a raíz de la manifestación contra la LOE y la campaña contra la COPE.

¿Qué pretenden con estas declaraciones? Evidentemente, ninguno de estos espera que Rouco y compañía se caigan del caballo y descubran que el matrimonio homosexual es una opción moral válida para un católico, que la religión debe salir de los colegios o que la COPE es un nido de franquistas que envenenan con insidias e injurias a sus oyentes.

En realidad, creo que dentro de la tendencia a la pérdida de votos, hay un colectivo que les preocupa, y es el de los católicos light que votan a un PSOE light. Suelen ser "buenistas", esto es, personas que tienen una extraordinaria opinión de sí mismos y de la humanidad en general, de los que piensan que hablando se entiende la gente y a los que les convenció eso del "talante", el pacifismo y el "buen rollito" en general que predicaba Zapatero en la campaña electoral.

Son de izquierdas porque son buenas personas, pero no están afiliados porque son buenas personas y eso de los partidos da mal rollo. Son católicos porque son buenas personas, pero no van a misa porque Dios es bueno y no te manda al infierno por eso. Huyen del compromiso, de las exigencias, de los malos modos, de las situaciones desagradables. Son de los que creen que Sadam no era bueno, pero que la guerra nunca es la solución. Son de los que creen que hay que hablar con ETA y llegar a acuerdos para evitar más muertes, porque sólo con la policía no se consigue convencer a los que piensan distinto.

El problema con esta gente es que la situación de enfrentamiento entre la Iglesia y el PSOE les genera tensión, porque les obliga a tomar partido, y es muy probable que reaccionen dando la espalda a las dos partes en liza. Y aquí es donde entra la estrategia del PSOE: convencer a estos votantes de que no hay dos partes enfrentadas, sino un sector de la jerarquía eclesiástica que se está enfrentando al Gobierno por principio y sin dejar opción al diálogo.

Por eso es que las denuncias siempre empiezan con la declaración de catolicismo del denunciante, siguen con un exabrupto contra un sector de los obispos (observad que Blanco dice "algunos obispos mienten") y después hacen una cita más o menos pertinente del Evangelio. De este modo, el votante católico-progre puede decir: "el problema no está en el Gobierno ni en la Iglesia, sino en unos obispos ultramontanos, en el PP que les utiliza y en la COPE que les incita al odio a todos. Así que puedo ser cristiano y votar al PSOE sin problemas".

Es posible que les salga bien con los más crédulos. Pero cada vez es más risible que sean individuos como Pepiño Blanco, que recorrió las calles de Madrid promoviendo la apostasía en la última manifestación del orgullo gay o Carod, el de las bromitas con la corona de espinas, los que se conviertan en los defensores de las esencias del Evangelio.

Comentarios


Mi primo es uno de esos, casi prefiero a los comunistas, por lo menos van de frente.


He visto al cristiano-socialista de pacotilla por excelencia, el Minijtro de Defensa, mientras hablaba por teléfono "en directo para las televisiones" con la madre del español condenado a muerte en Filipinas. ¿Es que este tipo no tiene pudor? Habría que recordarle a Jesús en el Sermón de la Montaña: "Cuando des limosna, no sepa tu izquierda lo que hace tu derecha, para que la limosna sea oculta y el Padre, que ve lo oculto, te lo premiará" (Mt. 6, 3-4).


Divertido análisis, que da en el blanco describiendo la población descafeinada y miedosa de asumir ningún tipo de responsabilidad.

Si solo fuera con los católicos, pero es que la misma propaganda y por el mismo personaje, que cada vez provoca más pena, el ¿Sr.? Blanco ha insultado ahora al Presidente de los jueces.
Antes era el PP, y ahora se apunta contra toda la gente normal!
No pueden amortiguar su caída.


Es curioso que quienes tanta laicidad exigen utilicen descaradamente a estos católicos como coartada.

Si los curas se manifiestan contra la LOE, las sotanas dan asco, pero si lo hacen contra la guerra los ponen de ejemplo. Dhimmmies.


Es triste encontrar a cristianos que voten a partidos tan sectarios que homenajean a asesinos y torturadores de cristianos, es patético, poco respeto les tengo, les tengo más a los marxistas, no por sus ideas pero al menos por su coherencia.


Puede parecerles una solemne jilipollez, y, aún no sintiendome representante de un supuesto colectivo de Agentes de Seguros, planteo que los caciques de ahora deberían subvencionarnos despues del destrozo que el diálogo González-Botín nos produjo, autorizando a la banca a intermediar en un mercado en el que los profesionales del ramo estabámos denostados.Puede parecer que no viene a cuento....
pero, hablando de favores.....¿ y sí cuela?

Política, ciencia, tecnología, la vida, el universo y todo lo demás.