Diarios de las Estrellas

Política, ciencia, tecnología, la vida, el universo y todo lo demás.

ATENCIÓN: A partir de ahora, las nuevas entradas de este blog están en
diariosdelasestrellas.com

Be bold

¿Alguno de vosotros conocía a Gabriele Pauli hace una semana? Para los despistados, Pauli es la política alemana que ha hecho la propuesta de matrimonios con fecha de caducidad.

Independientemente de si la idea es buena o "irresponsable, estúpida y completamente absurda", como dicen sus propios compañeros de partido, lo cierto es que es notable. Es decir, es una propuesta que exige comentarios, que convierte unas declaraciones de una política local en noticia global. Es, como diría Seth Godin, una vaca púrpura.

Al PP, tan moderadito y tan centradito, no le vendría mal tener una señora Pauli que hiciera propuestas radicales de las que hablara todo el mundo. Si realmente quiere Rajoy ganar las siguientes elecciones, debería echar a la calle a todo el rebaño de asesores que pastan por Génova recomendando moderación y templanza, y contratar a alguien capaz de generar ideas notables. Ideas que hagan hablar a la gente, que nos polaricen, que sean el motivo de conversación con nuestros compañeros de trabajo a la hora del café. Ideas que hagan enfadar a mucha gente, pero que consigan otros defensores entusiastas. "Nunca mais", "no a la guerra", "decretazo", "talante"... algo podrían aprender de los maestros del PSOE.

Rajoy y sus asesores pretenden ganar las elecciones como esos ciclistas que se suben al podio a base de estar colocados en todas las etapas sin hacer nada destacable en ninguna. Pero esa estrategia de evitar el riesgo es la menos segura, porque cualquier insensato que se lance a una escapada exitosa te puede arrancar de golpe todos los minutos que has ido acumulando etapa tras etapa.

Comentarios


Bueno, yo sí que sabía quien era, (eso tiene el vivir en Alemania y más en Baviera....) y sobre todo después de la que se organizó, que hizo que Stoiber abandone la política y se retire. Ella creía que iba a ser aclamada como futura presidenta (Nada más lejos de la realidad), le va a costar abandonar tambien la política.

Es una trepa de miedo, hace esas declaraciones por aparecer en los medios y así ganar algo de relevancia, algo más de fama y protagonismo para las elecciones a la presidencia de la CSU (de la que es candidata) que se celebrarán próximamente.

Yo le pronostico el mayor de los fracasos, partidarios tiene muy pocos y su esperanza es recoger los votos de los que no quieren a los otros candidatos.

Esas declaraciones son una huida hacia adelante cara a las elecciones, tambien tienen que ver sus dos divorcios?, su fama de devora-hombres? su último matrimonio duró 7 años, de ahí los 7 años??



Eso tambien, la postura de Rajoy actualmente, es tan estúpida y como la de Pauli.

Quitando esto (a Pauli), tu post tiene toda la razón



Pues no teneía el displacer de conocer a esta Gabriele Pauli hasta hace unos diás que oí la noticia en alguna cadena, pero por sus propuestas desde el primer momento sospeché que estabamos ante una hembrtista de pro (¿os imaginais la misma propuesta hecha por un hombre a una feminista del gobierno aapàteril como lo tildaría?).

En cualquier caso amigo Adam, depende como lo mires, la propuesta de la dama a los hombres incluso nos podría parecer que siete años de matrimonio es demasiado largo acostrumbardos como estamos de ver como la la mayor parte de las parejas que acaban en ruptura, lo hacen antes de los siete años y en algunos casos cuando vienen de la luna de miel (si hay duduas de esto último pasaros por los despachos de abogados matrimonialistas).

En serio Adam, a los hombres lo que nos importa no es tanto cuanto dura un matrimonio sino cómo al llegar la ruptura no salimos perdiendo... casa, hijos, parte de nuestro salario, etc... lo que convierte dicha ruptura para muchas mujeres en un negocio. Es decir, en una forma de explotación del varón.

¿ Gabriele Pauli? No, gracias

Pablo el herrero


Yo había oído la propuesta, pero no sabía quién la había hecho.
De todas formas, yo creo que la auténtica propuesta radical sería que el Estado dejara de meter las narices en la vida privada de la gente y que cada cual firmara los contratos de convivencia con quien quisiera y con las cláusulas que quisiera, siendo el "matrimonio" uno más de los muchos posibles contratos-tipo que pudiera haber.
Y en cuanto a la opinión de los hombres sobre el matrimonio, su duración y su ruptura, yo hace muchísimos años oí decir a alguien (que no recuerdo) que el mayor avance del feminismo en la historia de la humanidad había sido el matrimonio indisoluble...


Valiente copiona. Hace tiempo que a mí se me había ocurrido un tipo de contrato de unión civil que, caso de no mediar niño, se autodisolviese de forma inmediata, sin coste y sin dejar rastro en un cierto plazo (siete años me parece demasiado; con tres o cuatro va que chuta), salvo que las dos partes acuerden lo contrario. Así es más difícil que nadie descuide la relación.

Pero, en fin, es como dice Zuppi. En vez de jugar a tener ellos las ideas geniales que no las dejen tener a nosotros. Y ya de paso nos ahorrábamos los funcionarios y el sueldo de esta señora.

¿El PP? Me temo que no tiene arreglo.

Política, ciencia, tecnología, la vida, el universo y todo lo demás.