Diarios de las Estrellas

Política, ciencia, tecnología, la vida, el universo y todo lo demás.

ATENCIÓN: A partir de ahora, las nuevas entradas de este blog están en
diariosdelasestrellas.com

¡Fascista!

Dilbert publicaba ayer esta tira, en la que dice "A partir de ahora, todos mis argumentos se basarán en definiciones que no están en el diccionario. Por ejemplo, podría argumentar que eres un fascista porque llevas pijama."

¿Dónde habré leído yo argumentos similares en los últimos tiempos? (Vía 1812)

Talento

Dijo Borges: "que otros se enorgullezcan de los libros que han escrito. Yo me enorgullezco de los que he leído."

Digo yo: "que otros se enorgullezcan de los posts que han escrito. Yo me enorgullezco de los que he leído." Por ejemplo, de éste de Freelance, de éste de Jahd, o de éste de Rallo. Y todos el mismo día.

Hace ya tiempo que Internet cambió mis hábitos de lectura de prensa. Al principio, comencé a buscar información complementaria cuando una noticia me llamaba la atención, en lugar de tener que conformarme con lo que los periodistas habían tenido a bien incluir en la misma. Y este pequeño detalle ya era mucho, sobre todo para las noticias científicas o técnicas, que siempre son tan maltratadas en la prensa de este país.

Pero desde que hace un año y pico descubrí lo que era un blog (gracias a ESR) nada ha vuelto a ser lo mismo. Mientras en Espña todos los periódicos se dedicaban a cantar las alabanzas de Kerry, y a explicar cómo vencía en todos los debates a Bush, yo leía directamente lo que pensaban algunos americanos que iban a votar por Bush. Y no eran analfabetos del medio oeste, sino profesores de derecho o hackers de prestigio. Mientras en los periódicos nos describían el desastre en que se había convertido Irak, yo leía otras noticias, e incluso podía leer lo que pensaban de su situación algunos iraquíes.

No sé cómo evolucionará el fenómeno blog, y cómo se adaptarán los medios tradicionales a las nuevas condiciones. Yo, de momento, me siento muy afortunado de poder colaborar en esto.

Radioterapia

Cualquiera que haya pasado parte de su infancia y adolescencia leyendo comics de la Marvel sabe que jugar con la radiación tiene consecuencias.

Así que si a uno le dicen que le van a irradiar el cuero cabelludo, y que el proceso implica colocarse una máscara moldeada con su propio rostro, no puede evitar pensar: "bueno, ahora los rayos se desvían unos milímetros, algo falla en el sistema, y dentro de unos días el mundo verá nacer a La máscara telekinésica".

No sé si por suerte o por desgracia, el caso es que no ha pasado nada de esto, y después de 22 sesiones de radioterapia, sigo siendo Adam Selene, el blogger inconstante.

La buena noticia es que en principio he terminado con el tratamiento. A primeros de abril me espera una revisión completa, pero parece que el linfoma ha desaparecido. De hecho, a simple vista ya había desaparecido con la quimio, y esto de la radioterapia ha sido "por si acaso".

Por si os toca a alguno (Dios no lo quiera), os diré que la radioterapia tiene efectos secundarios mucho menores que la quimio: una irritación en la piel local, y pérdida del cabello también local. El tratamiento en sí dura pocos segundos, y no notas nada. Lo peor es tener que ir al hospital todos los días, y esperar a que te toque el turno. Lo mejor, la parafernalia: el rollo de la máscara, el modelo 3D para determinar con precisión dónde se va a radiar, la orientación con guías láser de la zona a tratar, una sala dedicada con puertas más gruesas que la cámara más interna de Fort Knox...

Empate a 3%

Dice Felipe Puig, ex consejero de Obras Públicas de la Generalidad, que opinaba "sólo cuando había situaciones de empate, porque entonces comentaba con el presidente (de GISA) cuál era la opción que se tomaba".

Yo fui vocal en una Comisión Ministerial de Informática durante cinco años. En ese tiempo debieron pasar por esta CMI más de 500 concursos o adjudicaciones. Nunca ví un caso de empate.

Claro que tampoco ví que nadie por encima de un Director General (y esto sólo para los proyectos más importantes) se implicara en ninguna adjudicación. Si se quiere que una adjudicación sea imparcial, la realizan los técnicos. Cuando decide un cargo político, es porque hay un interés político en la adjudicación.

Irak y las armas de destrucción masiva

El New York Times publicó el día 13 una historia en la que un alto cargo iraquí aseguraba que en los días que siguieron a la caída de Bagdad se produjeron saqueos sistemáticos en las instalaciones de producción de armas de destrucción masiva.

Para los adoctrinados: Sadam SÍ tenía armas de destrucción masiva. Decenas de miles de kurdos gaseados podrían atestiguarlo si no estuvieran muertos. La cuestión es si todavía las tenía o si tenía capacidad de producirlas en 2003. Los inspectores de la ONU no las encontraron, lo cual no es muy sorprendente dado que sus movimientos eran controlados por el régimen de Sadam Hussein.

Pero el problema es ¿por qué no las han encontrado los americanos? Se encontraron numerosas máscaras antigás, y misiles capaces de actuar como vectores de cargas químicas o biológicas, pero no las armas en sí ni las plantas para fabricarlas.

El artículo del NYT ofrece una respuesta: hubo un plan organizado para sacar todos los elementos de producción de armas. En Slate Christopher Hitchens critica a los que llaman a Bush mentiroso, a los inspectores de armas de la ONU y a la CIA por no asegurar a tiempo las plantas de producción de armas.

Por supuesto, hay que tomar este tipo de noticias con prudencia. Pero no deja de resultarme curioso no haber leído nada sobre este asunto en ningún medio de comunicación español. ¿Por qué tengo la impresión de que si la noticia del NYT fueran las declaraciones de un alto cargo iraquí diciendo que Irak nunca tuvo armas de destrucción masiva esto sería portada de todos los medios?

La Magnífica Sanidad de Cuba

Uno de los mitos de la izquierda con respecto a Cuba es que tiene una de las mejores asistencias sanitarias del mundo. Captain`s Quarters se hace eco de un artículo publicado aquí (ahora no funciona, no sé si porque Instapundit ha enlazado con el post de CQ y los lectores han tumbado el servidor). En cualquier caso, CQ ha traducido del español parte del artículo, y tiene fotos. Leedlo, no tiene desperdicio.

Yo saco dos conclusiones:
1. La tasa de recuperación debe ser la más rápida del mundo. Si yo tuviera que tratarme en un hospital así juraría por mis muertos que estoy curado para volver a casa cuanto antes.
2. Los abajofirmantes que hace unos días decían que en Cuba "se han alcanzado índices de salud educación y cultura reconocidos internacionalmente" son aún más canallas, hipócritas o cretinos de lo que yo mismo pensaba.

Tarek Aziz y Buttiglione

Barcepundit se hace eco de las declaraciones de Buttiglione a favor de Tarik Aziz.

No sé a los demás, pero a mí no me sorprenden. Por si no lo sabíais, Tarik Aziz es cristiano (Católico de un rito oriental fiel a Roma).

De hecho, Tarek Aziz visitó al Papa días antes de la guerra de Irak, y su visita fue determinante en la posición del vaticano, contraria a la guerra.

Así que Buttiglione, miembro de Comunión y Liberación, no hace más que defender a alguien en quien ve a un hermano en la fe.

Lo que me llama la atención es que no vea a unos seres humanos en los centenares de miles de víctimas de Sadam Hussein y Tarek Aziz, aunque la mayoría fueran musulmanes. ¿O acaso no sabe Buttiglione que ese hombre dispuesto a explorar todas las posibilidades para evitar la guerra y evitar que su país tenga víctimas inocentes era ministro del Régimen que hizo esto?
¿Es que para él es más importante el hecho de que sea católico que el hecho de que sea cómplice de un genocidio?

Lo estás haciendo muy bien...

Esto cantaba Semen Up hace ya muuuuchos años:

Lo estás haciendo muy bien, muy bien Lo estás haciendo muy bien, muy bien Lo estás haciendo muy bien, muy bien Lo estás haciendo muy bien, muy bien, muy bien

Esto dice Zapatero de sus ministras:

Por cierto, las ministras lo hacen muy bien

Y Sonsoles, ¿qué opina de todo esto?

NOTA: Perdonad la grosería, pero es que no puedo comentar nada sobre el discurso de este elemento sin que me entre la risa floja.

Ética y misantropía

Después de publicar esta obviedad llego, vía Little Green Footballs, a este post en el que se cuentan las hazañas de un doctorado en Ética Aplicada que ha escrito una tesis titulada "En defensa del Terrorismo: ¿Cuándo es permisible atacar niños?".

No, no es ironía. Este preclaro intelectual de verdad defiende la tesis de que atrocidades como la de Beslan pueden estar éticamente justificadas.

Os dejo. Voy a matricularme en alguna facultad de Filosofía, a ver si en unos añitos puedo publicar una tesis titulada: "En defensa del tigre de Bengala: ¿Cuándo es permisible alimentar a un animal en peligro de extinción con carne de filósofo?".

Terrorismo

- Todos los terrorismos son malos.
- Todas las víctimas del terrorismo son inocentes.
- Ninguna causa justifica el terrorismo.

En cuanto dejamos de tener claro una de estas tres ideas, los terroristas empiezan a ganar.

Cuando unos individuos ponen una bomba en un centro médico y les llamamos terroristas si ocurre en Guernica e insurgente si ocurre en Irak, admitimos que en Idaho llamen terroristas a los de Irak y nacionalistas a los de Guernica.

Cuando admitimos que la pobreza o la humillación justifican que un individuo haga estallar una bomba en una pizzería de Jerusalén, admitimos también que otro haga estallar una bomba en un hipermercado de Barcelona, motivado por la opresión de su pueblo.

Cuando admitimos que matar a un policía o a un militar es distinto de matar a un estudiante que viaja en un tren, admitimos que otros distingan entre muertos de una u otra nacionalidad, de uno u otro sexo, de una u otra ideología o religión.

Los profesionales de la casuística deberían tener en cuenta que otras culturas o ideologías pueden utilizar otras categorías, y justificar así acciones que a nosotros nos parecen repulsivas. Para una cultura que no valora a los niños como la nuestra, la brutalidad de Beslan puede ser menos atroz que una acción en la que muera un solo varón adulto, si éste es un líder religioso, por ejemplo.
Así que o tenemos claro que no podemos hacer distinciones, o admitimos que otros distingan diferente.

Que esto no lo tengan claro los izquierdosillos que se ven más próximos a un jarraichu que a un policía lo puedo entender, pero que entre los expertos que han estado por aquí estos días exista la misma confusión es para preocuparse.

11-M

Hoy es un día para recordar. Recordar a los que murieron, a los que resultaron heridos y todavía sufren por esas heridas. Hace mucho leí una poesía de algún autor del 27 cuyo nombre no recuerdo, pero que decía algo así como que los muertos no lo están del todo mientras alguien los recuerde.

Pero quiero sobre todo dejar espacio a la esperanza, y recordar a los miles de ciudadanos de los que podemos sentirnos orgullosos. Los profesionales de las urgencias que atendieron a las víctimas, los médicos y enfermeras que salían de guardia y volvieron a entrar en el hospital, los bomberos y policías que se presentaban en su puesto de trabajo cuando tenían el día libre. Los donantes de sangre que desbordaron la capacidad de todas las unidades de extracción. Los miles de ciudadanos que lo único que podíamos hacer era no utilizar el coche para no estorbar a los que movían a las víctimas, y que hicimos que el tráfico aquel día fuera inferior al de un domingo por la mañana.

A un amigo, médico, le llamaron porque había hecho un curso de atención en catástrofes, y estuvo en Atocha. No me ha contado detalles, pero sí experiencias terribles: ver cómo alguien se muere y no poder ni siquiera darle una mano en sus últimos segundos de vida, porque la vida de otra persona depende de que actúes en esos segundos; tener que decirle a alguien que la persona que está buscando ha muerto; admirarse ante la entereza de los familiares que en medio de su dolor se preocupan de dar las gracias a los que estaban ayudando...

Mi amigo no pudo dormir en todo el fin de semana, y después estuvo un tiempo haciéndolo con tranquilizantes. Incluso bomberos que están acostumbrados a ver accidentes de tráfico terribles se derrumbaban en algún momento porque no podían más. Recuerdo que me dijo: antes no creía en el infierno. Ahora sé que existe, porque lo he visto.

A todos los que ese día demostraron que el humano es capaz de dar mucho más de lo que cada uno cree que puede, gracias.

¡¡¡Herejía!!!

Uno puede perdonar casi todo, pero esto no: Manel de Hispalibertas, en su serie sobre la música de su vida, habla de los Beatles. Y se atreve a decir esto:

Han sido los más grandes, pero no los mejores; los más escuchados, pero no los más profesionales. De hecho, cuando comenzaron a osar se derrumbaron como un castillo de naipes, y cuando quisieron ponerle letra a sus excepcionales melodías saltaron en pedacitos.

Sólo lo diré una vez: SON los mejores. No sé que quiere decir los más profesionales, pero con 18 o 19 añitos tocaban todos los días durante horas en un garito alemán, y en los años de la Beatlemanía sacaban discos cada pocos meses mientras daban conciertos por todo el mundo.

Tampoco sé qué quiere decir comenzar a osar, pero si Manel se refiere a experimentar, debería saber que fueron los primeros en utilizar instrumentaciones clásicas en temas pop, que fueron los primeros en utilizar el estudio como un instrumento, que inventaron la psicodelia, que fueron de los primeros en crear el hard-rock, que fueron pioneros en el rock progresivo...

La música popular del siglo XX no se puede entender sin los Beatles. Y esto no es una opinión: es un hecho.

Ahora mi opinión: si hiciera la operación ogg, todas las canciones de los Beatles estarían en mi lista. Yo sí he oído miles de veces (sin exagerar) algunas canciones, y cientos de veces otras muchas, y todavía me siguen sorprendiendo. Las peores canciones de los discos menos originales de los Beatles son mejores que el 99% de lo que suena ahora en cualquier radio. Si me dieran un céntimo por cada vez que he oído a algún grupo nuevo y he pensado "esto ya lo hicieron los Beatles en la canción X" sería millonario.

Así que Manel, o retiras tus blasfemias, o si sobrevives al duelo con Klaus Meyer, tendrás que enfrentarte conmigo. Y para que veas que va en serio, estoy dispuesto a que las armas sean sendas copias de "El Capital".

Por cierto, añado un enlace a la magnífica página de Enrique Cabrera sobre los Beatles. Yo la visito prácticamente desde que se creó, cuando las páginas de Internet en España se contaban con los dedos de la mano.

Función Dimision()

int Dimision(char **Bocazas, char **EstupidezOMentira, char **link, int NumBocazas)

{
int i;

for (i==0;i {
CreatePost(*Bocazas & " ha dicho " & *EstupidezOMentira & ", como podéis leer en " & *link & ". ¡Que dimita YA!");
}

return(0);
}

Vista la cantidad de tonterías y/o mentiras que es capaz de generar este gobierno cada día, y dado que nuestro tiempo es finito y existe una vida más allá del blog, he desarrollado un programa (una función, en realidad) para generar posts de manera automatizada.

Para hoy:

Bocazas=["Mercedes Gallizo"], ["Pérez Llorente"], ["Peces Barba"];

Por cierto: ya sé que se queda muy antiguo escribir esto en C. Tendría que haberlo hecho en C#, Java o PHP. Pero qué quereis, a mi edad ya se sabe: loro viejo no aprende euskera.

Comunidad Nacional

"Cuando uso una palabra", dijo Humpty Dumpty, en un tono bastante desdeñoso, "significa exactamente lo que quiero que signifique--ni más ni menos."

"La cuestión es," dijo Alicia, "si puedes hacer que las palabras signifiquen tantas cosas diferentes."

"La cuestión es," dijo Humpty Dumpty, "quién va a ser el jefe. Eso es todo."

Este diálogo aparece en Alicia a través del espejo. Y no he podido evitar acordarme de él al leer las declaraciones del presidente del Consejo de Estado sobre las comunidades nacionales.

El problema de dar a las palabras el significado que queramos, es que después se hace difícil la comunicación con otros. Pero eso no quiere decir que no podamos hacerlo. Yo puedo decidir, por ejemplo, que en este post la palabra insensato significa persona de mente abierta y sin prejuicios. El problema es que al aplicarle el adjetivo a alguna persona concreta, si ésta no conoce el significado que yo le aplico, podría entender mal mi texto.

De modo que para analizar las declaraciones de Rubio Llorente, primero debemos averiguar qué quiere que signifique comunidad nacional. Según sus declaraciones, y por los ejemplos que pone, una comunidad nacional comparte un idioma común, no comparte necesariamente una historia común y aunque se extiende por regiones políticas diferentes no implica modificaciones territoriales.

De modo que no debemos alarmarnos. Lo único que ha hecho este buen hombre ha sido pretender que comunidad nacional signifique lo mismo que hasta ahora significaba área de influencia de un lenguaje. El que haya puesto como ejemplo las comunidades nacionales del euskera o el catalán no quiere decir que no exista una comunidad nacional del castellano, que se extiende no sólo por toda España (incluidas Cataluña y el País Vasco), sino también por casi toda América. Esto es, si usamos su definición.

Claro que existe el problema de que algunos utilicen el mismo término para que signifique otra cosa. Una vez aceptado que existe algo que llamamos comunidad nacional catalana que abarca las comunidades autónomas de Cataluña y al menos otras dos sin precisar (sospecho que Valencia y Baleares, pero podrían ser Aragón y el Rosellón, o incluso Murcia), puede aparecer alguien que defina de nuevo el término. Y a lo mejor entonces podría significar algo como país al que históricamente se le ha negado tener un estado, y que ocupa cualquier territorio donde se hable el idioma que lo define o alguna variante del mismo. Y como dice Humpty Dumpty, si el que propone esta nueva definición es el jefe, pues no hay más que hablar.

Y claro, a ver cómo luego explicamos a nuestros hijos dentro de 15 o 20 años que no, que Barcelona no tiene un derecho histórico ni a separarse de España ni a gobernar a valencianos, mallorquines, o alicantinos, que lo de la comunidad nacional sólo era un invento de un sabio despistado que intentaba agradar a demasiada gente a la vez.

La religión de la Salud

Vía Cox and Forkum llego a esta noticia publicada en el Boston Globe.

Traduzco algunas frases de Maurizio Faggioni, teólogo del Vaticano experto en moral:

Mientras millones de personas en el mundo luchan por sobrevivir al hambre y la enfermedad, careciendo incluso de los cuidados sanitarios mínimos, en los países ricos el concepto de salud como bienestar crea expectativas no realistas sobre la posibilidad de que la medicina responda a todas las necesidades y deseos.

La medicina de los deseos, incubada por el mercado de la sanidad, incrementa la petición de servicios farmacéuticos y médico-quirúrgicos, agota los recursos públicos más allá de todo lo razonable.

Sería muy fácil criticar estas bobadas pseudosolidarias, que parecen un informe de la OMS, y lo hacen muy bien CyF en su viñeta. Pero si entre mis lectores hay algún aspirante a blogger con ganas de ir haciendo músculo, puede ejercitarse con su disección.

Más interesantes veo las declaraciones de otro experto, el psiquiatra Manfred Lutz, que pone al Papa como ejemplo de que "el sufrimiento es parte de la vida y tiene su signifcado". Añade:

Precisamente en la incapacidad, en la enfermedad, en el dolor, en la vejez, en el morir y en la muerte uno puede percibir la verdad de la vida en una forma más clara.

De acuerdo en que el sufrimiento es parte de la vida. Incluso de acuerdo en que en situaciones extremas podemos percibir aspectos de la vida que no teníamos en cuenta. Al menos este es mi caso ahora (algún día escribiré un post sobre esto), aunque no tengo tan claro que se pueda generalizar a todos los que sufren.

Ahora, lo que no puedo compartir es que el sufrimiento tenga significado, porque esto implicaría que hay un mensaje, y por lo tanto un emisor, que sólo puede ser Dios. Luego para estos teólogos Dios es el responsable del sufrimiento y la enfermedad, que utiliza como medios de comunicación con sus criaturas.

Este tipo de pensamiento viene de antiguo. Séneca, en el diálogo Sobre la providencia, enfrentado al problema del mal que sufren los justos, llega a la conclusión de que este supuesto mal, en realidad es un bien. Así, nos presenta a un Dios que utiliza el sufrimiento para forjar caracteres. No recuerdo la cita exacta, pero dice algo así como "¿No eres tú más duro con tus hijos, y les exiges que estudien y se esfuercen, mientras dejas holgazanear a los hijos de tus esclavos?".

El tratado insiste en esta idea y en cómo la pérdida de la salud, el exilio o incluso la muerte de un hijo o una esposa, no deben ser vistas como un mal, sino como una muestra de que Dios nos considera dignos de superar estas pruebas y de salir reforzados de las mismas. Hay una frase que a lo mejor a alguno os suena, porque ha sido muy citada: "nada malo le puede pasar al hombre bueno".

La filosofía estoica hizo estragos entre los primeros cristianos, y ha llegado a nuestros días. Curiosamente, el Jesús de los evangelios, aunque asumió su destino y el sufrimiento que conllevaba, no le hacía ascos a ninguna fiesta, y era muy criticado por ello (recordad el episodio de la adúltera que le ungía los pies con perfumes caros, en el que hasta los apóstoles se escandalizan).

Por otro lado hay que recordar que Jesús era un hombre compasivo, que curaba a todos los enfermos que se le ponían por delante (a pesar de que en su época las enfermedades se consideraban castigos divinos). ¿Cómo hemos pasado de este "comedor y bebedor, amigo de publicanos y pecadores" que curaba a los enfermos a una Iglesia que valora el sufrimiento por encima del bienestar?

Creo que el problema es que parten del mismo punto que Séneca: dar por supuesto que todo viene de Dios. Con lo cual, o negamos como hacen Séneca y estos teólogos que el sufrimiento sea malo, o tenemos un problema.

Los razonamientos estoicos están bien cuando no tienes otra cosa. Para Séneca, seguramente fue un alivio cuando estaba exiliado y escribió "Sobre la providencia" pensar que lo que le ocurría tenía un sentido de "prueba", y que no era simplemente el resultado de la injusticia de un emperador malvado y poderoso. Y durante mucho tiempo creer que la enfermedad y el sufrimiento en general tienen un sentido "purificador" ha podido ser un alivio para gente que no tenía manera de evitarlos.

Pero ahora la medicina ha progresado lo suficiente como para que muchas enfermedades que eran mortales se conviertan en simples molestias. Y no hace falta llegar a mi linfoma. Pensad en cuántas mujeres y niños morían sólo hace 100 años en el parto, o cuántos niños morían de sarampión o viruela en sus primeros años. Y por tanto, es lógico que muchos vean en los logros de la medicina moderna una fuente de esperanza, y confíen que resuelva cada vez más problemas.

Esto no quiere decir que no debamos aceptar los males que no podemos evitar, e integrarlos en nuestra vida de la mejor manera posible. Yo sí creo que el Papa está dando un ejemplo de fortaleza ante todos los que quieren jubilarlo desde hace años. Y prefiero mil veces la forma de enfrentar su problema de Christopher Reeves a la de Ramón Sampedro. Pero esto no significa que no debamos hacer lo posible por que nuestra vida transcurra en las mejores condiciones.

No es extraño que el mensaje "acepta tu sufrimiento" tenga menos eco que "yo te puedo ayudar a evitar el sufrimiento". Y no creo que la solución sea cargar contra los que curan. Al fin y al cabo, esto es lo que hacían los sacerdotes y fariseos con Jesús.

Más bien, la iglesia católica debería reencontrar ese amor porla vida que tenía su fundador, y que no era incompatible con la asunción de la responsabilidad y del sufrimiento inevitable.

Pobreza infantil

La ventaja de ser un poco dejado con los posts es que muchas veces aparece alguien que escribe la misma tesis pero mejor argumentada que lo que uno hubiera hecho.

Cuando ví la noticia del informe de Unicef sobre la probreza infantil, en la que se destacaba que USA y México tenían niveles similares, me dije: sobre esto hay que escribir.

Bueno, ya lo ha hecho Wonka, como siempre dando datos frente a la pereza mental de los periodistas que repiten consignas sin ningún razonamiento crítico. Leedlo entero, merece la pena.

Esperanza

¿No va siendo hora de que el paniaguado de Rajoy ceda su puesto a alguien que esté dispuesto a hacer oposición y a ganar al PSOE en las próximas elecciones?

El Confidencial de las Estrellas

En 1967 Milgram demostró que dos personas cualquiera están conectadas por una cadena máxima de 6 personas. El otro día descubrí que estoy conectado con un ministro por sólo una persona, que además ha hablado con él recientemente.

El ministro le comentó que si conociéramos lo que se habla en el Consejo de Ministros, alucinaríamos con el nivel de nuestros dirigentes. Además, le confirmó que la que manda en el Gobierno es Fernández de la Vega, y los que mandan en el PSOE, Rubalcaba y Blanco. Ninguna otra opinión se tiene en cuenta si difiere de la de éstos.

Aspecto positivo: al menos hay un ministro que es consciente del desastre. Y teniendo en cuenta otros datos, puedo pensar que son dos. Todavía hay espacio para la esperanza.

Política, ciencia, tecnología, la vida, el universo y todo lo demás.