Diarios de las Estrellas

Política, ciencia, tecnología, la vida, el universo y todo lo demás.

ATENCIÓN: A partir de ahora, las nuevas entradas de este blog están en
diariosdelasestrellas.com

Elegía a Pinochet

Sí, ya sé que el que se ha muerto es Arafat. Pero como soy muy perezoso con los post y siempre llego tarde, he decidido cambiar de estrategia: voy a comentar las noticias antes de que sucedan. Así tengo tiempo de escribir con calma, y a lo mejor hasta hay un alma caritativa que me corrige los errores. Empiezo con la muerte de Pinochet, que no puede tardar muchos años.

Hoy ha muerto el General Augusto Pinochet, símbolo de la resistencia del pueblo chileno frente a la amenaza comunista. Toda la vida de Pinochet estuvo dedicada a servir a su país, primero desde la carrera militar y más tarde haciendo frente a sus responsabilidades de gobierno.
El 11 de Septiembre de 1973 Pinochet, que había servido con lealtad al presidente Allende, asume la pesada carga de dirigir los destinos de Chile. En sus años de gobierno, Pinochet trabajó incansablemente por su patria, evitando que cayera en las situaciones de división interna y guerra que tan comunes han sido en los países latinoamericanos. Al tiempo, consiguió elevar el nivel de vida de los chilenos hasta niveles que no tenían parangón en los países de su entorno.
Del nivel de popularidad de Pinochet en estos años baste citar que en el plebiscito de 1978, convocado "en apoyo al presidente en su defensa de la dignidad de Chile" consiguió más del 75% de votos favorables.
Anteponiendo siempre las necesidades de su patria a su ambición personal, supo ver en 1981 que el tiempo político había cambiado, una vez conjurada la amenaza comunista, y pilotó la evolución hacia la democracia. En 1989 cedió la presidencia al electo Patricio Aylwin, y en 1998 dejó el mando del ejército, siendole otorgado, en agradecimiento a sus servicios, el título honorífico de comandante en jefe benemérito del Ejército de Chile.
En sus últimos años, a pesar de que era ya un anciano enfermo, sus enemigos le acosaron con denuncias que, aunque no prosperaron, contribuyeron sin duda a agravar su estado, acabando tristemente con su vida en el día de hoy.
Considerado por algunos un dictador, y acusado de enriquecerse durante su estacia en el gobierno, Pinochet será siempre para muchos chilenos un símbolo de la independencia de su país y un modelo de abnegación y amor a la patria.

Los Increíbles

Cox and Forkum siempre son geniales, pero hoy más. Algún día voy a tener un problema en el trabajo por reírme de manera incontrolada delante del ordenador...

Importante autoridad religiosa

EL PAÍS del viernes, entre las páginas dedicadas al no-muerto Arafat, incluye un artículo sobre la explanada de las mezquitas, donde éste quería ser enterrado. En ese artículo se dice que allí está enterrado "Faisal el Husseini, [familiar de] importantes autoridades religiosas como el mufti de Jerusalén, Amin el Husseini, el líder de la Gran Revuelta de 1936".
Dejemos aparte el pequeño detalle de que la Gran Revuelta (con mayúsculas) de 1936 comenzó con el asesinato de 9 judíos en Jaffa (sí, antes de que Sharon y Bush tuvieran la culpa de todo, los palestinos ya mataban judíos), y continuó con otras muchas muertes. Aparte de ser el incitador de estos asesinatos, ¿quién era ese tal Husseini, importante autoridad religiosa?.
Pues la wikipedia nos cuenta muchas cosas. Resulta que fue, entre otras cosas, Gruppenfuehrer de las SS, nombrado directamente por Himmler. Sí, queridos lectores, el que EL PAÍS menciona como líder religioso fue en realidad un nazi, que vivió en Alemania desde 1941 hasta el final de la guerra, que trató directamente con Hitler, y que colaboró con los nazis (que se sepa) en estas minucias:

  • Emitió progranda nazi por radio. Por ejemplo, después de la derrota nazi de El Alamein, dijo lo siguiente: "¡despertad, Oh hijos de Arabia! Luchad por vuestros derechos sagrados. Asesinad judíos dondequiera que los encontréis. Su sangre derramada agrada a Alá, nuestra historia y religión. Eso salvará nuestro honor."
  • Espió para los nazis en Europa y Oriente Medio.
  • Reclutó musulmanes (más de 20.000) para las SS y la Wehrmacht en Bosnia, Albania, Oriente Medio y zonas ocupadas de la Unión Soviética.
  • Creó escuelas para formar imanes y mulás que acompañaran a las tropas musulmanas de las SS y la Wehrmacht.
  • Lo más grave de todo: colaboró con los campos de exterminio. Cuando la Cruz Roja intentó un intercambio de prisioneros de guerra por la vida de 5.000 niños judíos que iban a ser enviados al campo de Theresienstadt, Husseini maniobró ante Himmler para evitar que fueran liberados (lo consiguió). Trabajó con Eichmann y Himmler desde el principio del plan de exterminio, aconsejando y colaborando en la ejecución del mismo.
Si este es el perfil de un líder religioso para EL PAÍS, entonces está claro que Arafat es un pacifista, y el jeque Ahmed Yassin era un filántropo. Por cierto, recordad esto la próxima vez que alguien os compare a los israelíes con los nazis: Antes de que se creara el estado de Israel, cuando los nazis mataban a millones de judíos en los campos de exterminio, los palestinos ya estaban asesinando judíos, incluso colaborando con los propios nazis para evitar que alguno quedara vivo.

Por qué Kerry perdió un voto

No os perdáis este post, al que creo que llegué desde Instapundit, en el que una chica explica por qué no pudo votar a los Demócratas.
La explicación más oída por aquí es que a Bush le votan los fanáticos granjeros ultraprotestantes analfabetos del interior, que se creen todas las mentiras que les cuenta Bush con tal de poder seguir llevando armas. En EE.UU. los progres dicen su error fue mezclar en las elecciones el asunto del matrimonio homosexual, porque eso ha hecho salir de sus madrigueras y votar a Bush a los fanáticos granjeros ultraprotestantes analfabetos homófobos del interior.
Esta chica tiene otra explicación, al menos para su voto, y algunos consejos que podrían ser útiles a los demócratas.
Por supuesto, esto no explica TODOS los votos a Bush, pero ESR también tiene algo que decir: sugiere que los demócratas dejen de empeñarse en quitarles las armas a todos los que creen que tenerlas es uno de sus derechos básicos como ciudadano (por ejemplo, él mismo). Además, señala que el partido demócrata está perdiendo cada vez más base electoral, lo que queda más patente en este mapa del voto por condado. Viendo este mapa resulta más difícil tragarse eso del profundo oeste inculto y las costas dinámicas, cultas y progresistas.

Política, ciencia, tecnología, la vida, el universo y todo lo demás.